Libro: Cataluña Hispana

Libro: Cataluña Hispana

0
Compartir

Nuevo libro de Javier Barraycoa con más historias sorprendentes de la españolidad de Cataluña. Por ejemplo, que cuando aún no existía Madrid, ni el nombre de Cataluña, su territorio se designaba “Marca hispánica”.

El nombre de Javier Barraycoa es conocido de los lectores de Navarra Confidencial por diversos motivos, incluido que le entrevistamos con motivo de la publicación de su exitoso libro anterior: Historias Ocultadas del Nacionalismo Catalán (LibrosLibres 2011).

Libro-Cataluña-Hispana

Aquel libro nos desvelaba algunos hechos históricos incofesables como que Companys, el “presidente Mártir” del nacionalismo catalán, de joven militó en el lerrouxismo y se dedicaba a disolver sardanas a bastonazos. Que los “mozos de escuadra” eran una tropa españolista, monárquica y borbónica. Que la Diada no tiene un origen nacionalista o que hasta el Día de la Hispanidad que celebramos el 12 de octubre es una invención catalana.

El caso es que el profesor Barraycoa se dejó tantas cosas en el tintero que aún tenía material para publicar otro libro, y así llega ahora Cataluña Hispana. Y es que cuando aún no existía Madrid, ni el nombre de Cataluña, su territorio se designaba “Marca hispánica”.

El subtítulo del libro resume y anticipa el contenido: Historias sorprendentes de la españolidad de Cataluña y el fraude del nacionalismo. Según el autor, el nacionalismo catalán ha “descatalanizado” la verdadera Cataluña convirtiéndola en una caricatura de sí misma. Es por ello que el libro pretende reconstruir la verdadera imagen de Cataluña a partir de sucesos históricos que van desde la romanización y el reino visigodo, pasando por la reconquista, hasta la participación en la Monarquía hispánica y el Imperio.

Gracias al libro podemos conocer que Barcelona fue la primera capital del Reino visigodo de España, que el título del Arzobispado de Tarragona se ostentaba como Primado de las Españas, el papel de los condes de Barcelona y sus matrimonios con estirpes castellanas, la verdadera composición étnica de los almogávares, la participación catalana en las grandes gestas como Lepanto o la conquista de América. Incluso curiosidades como que la guardia de corps (Los Granaderos Reales) de Enrique V se nutría de las familias de la nobleza catalana o que las letras oficiales del Himno de España fueron compuestas por un catalán.

La parte final de la obra nos lleva hasta la modernidad y las contradicciones internas de los nacionalistas catalanes. El ahora líder de culto, Lluis Companys, era en su época un personaje denostado por los propios nacionalistas, El autor lo demuestra recurriendo a los testimonios de los nacionalistas de la época.

El autor concluye que si desde el resto de España se desprecia a Cataluña, estamos despreciando a España; y si desde Cataluña se desprecia al resto de España, es que estamos despreciando Cataluña. La lectura resulta interesante y recomendable, por consiguiente, tanto para los catalanes como para el resto de los españoles. La política del odio debe ser sustituida por la comprensión de nuestra común historia y la concordia mutua.

Navarra Confidencial

loading...

Dejar una respuesta

Ocho − 4 =