Acusan a una mujer de racista por impedir que un niño musulmán...

Acusan a una mujer de racista por impedir que un niño musulmán siguiera golpeando a su cerdo

0
Compartir
loading...

Mujer-acusada-de-racismo-impedir-musulman-golpe-cerdo

Änglagården es una granja situada en Ösarp (Suecia). Se trata de un lugar muy especial que cuenta con algunos ejemplares de animales nada corrientes. La granja está abierta al público previo pago de una económica entrada. La dueña, Jessica Wendelle, pretende con ello contribuir a que las familias se integren en el medio ambiente y conozcan algunos ejemplares animales poco habituales en una granja. De entre ellos, el más popular es un cerdo enano, uno de los pocos que existen en el país.

Más información —Musulmanes exigen al Gobierno que los refugiados se puedan casar con niñas menores de edad

Pero la granja tuvo una visita inesperadamente desagradable: una familia de inmigrantes musulmanes formada por un matrimonio y su hijo. Provisto de un palo, el niño comenzó a golpear al cerdo, entre las risas de sus padres. Luego la emprendió con una cabra y un gallo. Cuando Jessica Wendelle pidió a los padres que impidieran al niño seguir golpeando a los animales, lo que se encontró por respuesta fue la airada e insólita recriminación de la madre.

“…La madre empezó a gritarme. No entendía lo que estaba diciendo porque ella no hablaba sueco. Luego me escupió en la cara…”, declaró la propietaria de la granja al diario Expressen. Un musulmán escupe en la cara a una bebé al grito de “la gente blanca no debe tener hijos”

Ayudada por su perro, Jessica decidió echar a los inmigrantes de su propiedad. Uno de sus pollos murió durante los hechos.

Loading...
Loading...

Jessica denunció lo ocurrido y dice que no es el primer caso. Su granja ya ha sufrido algunos actos de vandalismo, que la han obligado a instalar cámaras de seguridad.


Otras noticas —Un refugiado de Pakistán mata a su casera porque no era musulmana


Si piensan que lo peor había concluido para Jessica Wendelle, se equivocan. A raiz de sus denuncias, algunas organizaciones antirracistas y grupos progresistas la acusan a ella de promover el racismo. Señalan que casos como el referido son apenas incidentes comunes cuya difusión sólo interesa a los que rechazan la inmigración en el país.

Jessica Wendelle dice sentirse desconcertada. “…Se supone que, según estos grupos, es normal que un niño golpee a los animales mientras sus padres se ríen. Se supone que tenemos que convivir con este tipo de casos porque de lo contrario estamos haciendo peligrar la convivencia. Sencillamente es de locos…”

Más noticias —Una familia italiana acoge a un refugiado y viola dejando embaraza a la hija de 12 años

Y no sólo eso. La mujer se ha visto obligada a desmentir en la red social Facebook cualquier motivación racista tras ser acusada por musulmanes y miembros de grupos progresistas, según han informado desde el diario Alerta Digital.

“…No necesito justificarme de lo que no soy. Pero también tengo derecho a decir que un sueco no entra en una propiedad ajena haciendo estas cosas. Sé que a esa gente le hubiese gustado que fueran suecos los que golpearon a mis animales, pero no lo eran…”, señala ante los medios de comunicación.

Loading...
loading...

Dejar una respuesta