“Unidad Falangista”: Chascarrillo hueco

“Unidad Falangista”: Chascarrillo hueco

30
Compartir
loading...

unidad-falangista

“Unidad Falangista”: Chascarrillo hueco

Por Juantxo García

Durante años, décadas incluso, los falangistas hemos orlado nuestro lenguaje y hemos acompañado nuestra acción de toda una retahíla de consignas, eslóganes y hasta leyendas urbanas que no han servido para otra cosa que para distraer nuestra atención de lo que es verdaderamente importante: la justicia social y la unidad patria.

Una de esas trampas verbales ha sido la de la “unidad falangista”, coartada para indolentes (“Cuando estéis unidos, ya apareceré yo por ahí”) y ensoñación de espíritus blandengues (“¡Qué lástima que los falangistas no estéis unidos!”), cuya propalación, no se nos escapa a nadie con dos dedos de frente, no ha ayudado absolutamente en nada.

De la misma manera que es imposible tensar los músculos tumbado a la bartola en el tresillo, la llamada “unidad falangista”, no me cansaré de repetirlo, no se ejercita nombrándola, cual mantra, sino practicándola. Y tanto más efectiva, cuanto más discreta. Paradójicamente, quienes nos acusan de refractarios a todo proceso convergente, no pueden dejar de reconocer que si alguien sabe de unitarismos es Falange Española de las JONS. Así, de primeras, me salen los Círculos Doctrinales “José Antonio”, la Unidad Falangista Montañesa o la Mesa Nacional Falangista… ¿Pueden los demás decir lo mismo?

La “unidad falangista” está en Falange Española de las JONS, en lo que los politólogos llaman el “partido histórico” y, fuera de Falange Española de las JONS, están la escisiones o las actividades fraccionales. Esta es, guste o no, se quiera o no, la realidad pura y dura.

¿Son todas estas facciones lo mismo? En absoluto. Las hay que son verdaderamente nacionalsindicalistas, como es el caso, entre otros colectivos, de Falange Auténtica, con quienes, salvo escasísimas excepciones siempre ha habido una buena sintonía e incluso colaboración, y existen, por contra, presuntos “falangismos”, con quienes no cabe unidad, porque estamos hablando de proyectos políticos absolutamente distintos, extraños e incluso, si se me apura, antitéticos. Caer en la trampa del nominalismo es fácil, pero que dos organizaciones se llamen “falangistas” no significa que, ni doctrinalmente ni en el terreno de la praxis, seamos alternativas asimilables.

Loading...

Así, organizaciones como el Movimiento Falangista de España o FE-La Falange son absolutamente incompatibles con la ruta de Falange Española de las JONS, porque lo que en su día surgió como respuesta “regeneracionista” a errores en Falange Española de las JONS no sólo no han dado como fruto una apuesta por la ortodoxia, sino, con el paso de los años, a organizaciones absolutamente irreconocibles, cuya deriva ha tenido como estación término un espacio político tan alejado e incompatible con el nacionalsindicalismo como es la extrema derecha.

La “unidad falangista”, insisto, está en Falange Española de las JONS. Esta es una cuestión tan incontestable que incluso quienes nos marchamos, bajo las siglas “Tercera Posición”, a finales de los años ochenta, ante nuestro rechazo a la política seguida por Márquez Horrillo, nunca tuvimos dudas en dónde estaba el epicentro del “mundo azul”. Ni nos entretuvimos en crear una “nueva falange” ni engordamos facción alguna. Nos limitamos a influir extramuros y esperar, como así ocurrió, el momento del relevo de personas y políticas.

Sirvan estos párrafos, pues, para dejar dos ideas meridianamente claras a quien quiera entender, y una reflexión última:

1. ¿Mano tendida? Sí, con quienes vamos en la misma dirección y sentido, advirtiendo que cada día que se produzca un retraso en la incorporación al “partido histórico” será un día perdido para todos: para ellos, para nosotros y para Falange Española de las JONS.

2. ¿Posibilidad alguna, ni siquiera de diálogo, con quienes, por razones que aún no acabamos de entender, se han entregado y acomodado en la extrema derecha? No. Una lámina gruesa de metal que se coloca encima de un agujero hecho en la acera para que la gente no tenga un traspiés es una plancha, pero malamente podríamos con ese objeto dar empaque a nuestros pantalones.

Y una reflexión para cerrar dedicada a mi querida fauna formada por los “soñadores” de toda laya: imaginemos (echándole a la cosa toneladas y toneladas de calenturienta imaginación) que mañana lunes, a las 12 horas, quienes nos llamamos “falangistas” formáramos parte de una única estructura organizativa… ¿Cuánto tiempo tardarían las “cloacas del Estado” en montar una “nueva falange”?

Laus Deo.

Patria Sindicalista.

Loading...
loading...

30 Comentarios

  1. UNIDAD FALANGISTA
    Contestación a “UNIDAD FALANGISTA: CHASCARRILLO HUECO
    Efectivamente la JUSTICIA SOCIAL Y LA UNIDAD PATRIA, ese es el verdadera fin del nacional-sindicalismo y SÍ, camarada Juantxo García, FUE F.E. de las J.O.N.S. la UNITARIA de los grupos falangistas, pero fíjate FUE, cuando su III Jefe Nacional RAIMUNDO FERNÁNDEZ CUESTA la dirigía, que admitió a los grupos que tú mencionas, en especial a los Círculos de José Antonio que dirigía, el que fue IV Jefe Nacional Diego Márquez Horrillo y entonces durante su mandato, FUE CUANDO LA DIVISIÓN DE LOS FALANGISTAS SE DIVIDIO MÁS, motivos, los debes conocer, primero prohibición de homenajear a aquel, que sin ser falangista había hecho que tú, yo y la mayoría de falangistas aprendiéramos el nacional sindicalismo, sin existir en su esencia más pura en el gobierno. Y a pesar de ello cuando se recupero nuestro glorioso nombre, se logro la máxima afiliación y el mayor número de sedes que jamás ha tenido nuestra organización, el mandato de ese IV Nacional, no sólo fue nefasto para la militancia y para la perdida de centros de falange, sino que logro más divisiones y hoy un nuevo Jefe Nacional, profundiza en los motivos de división, olvidando la clase y estilo falangista y arrimándose más a aquellos se titulan FALANGISTAS DE IZQUIERDAS y pactando y lo debes saber para un comunicado conjunto con grupos separatista y marxistas, por la última y famosa Ley electoral, razón justa la protesta, ¿Pero el pacto? ¿El comunicado conjunto?, sí te excusas diciendo que el fin “la protesta” era justo, debes entonces reconocer, que también por muchos motivos patriotas, a los cuales F.E. de las J.O.N.S. se ha negado a pactar, EL MOTIVO DE NO PACTAR FUE INJUSTO.
    Dices también que esa legislatura, para mí y para muchos nefasta, de Diego Márquez, fue un periodo regeneracionista y tú, con otros, parece ser marchasteis también a finales de los años ochenta, en lo que llamas una “Tercera Posición” y os conformaiste en no formar ninguna “nueva falange” en espera del relevo de personas y políticos.
    Y actualmente dais la “mano tendida” a los que van en vuestra dirección y advirtiendo “Que el retraso en la incorporación al partido histórico, será un día perdido para todos” MUY BUENA REFLEXIÓN QUE NO HABEÍS PRACTICADO ANTES, y ahora SÍ, ahora que F.E. de las J.O.N.S. se escora todavía más a la izquierda con el apoyo de F.A. y su pérdida de clase y estilo, AHORA SÍ.
    La mayoría de vosotros (los dirigentes, no la base que esta es fiel a las siglas) os escudáis para no hacer pactos con otras fuerzas patrióticas (Aunque el asunto sea de interés nacional) por la Norma Programática 27, y claro está olvidáis una vez más la historia de la Falange y la posición que tomaron nuestros fundadores y quitáis valor a otro grupo nacional-sindicalista (FE-La Falange) que en cambio sigue las consignas nacional-sindicalistas, su clase y estilo y SÍ PACTA con otros grupos PATRIOTAS POR EL BIEN DE ESPAÑA Y LA FALANGE, cosa que vosotros olvidáis negando esa ayuda cuando se necesita y así os va, cada vez sois menos aunque tengáis el apoyo de Falange autentica.
    Existe otra cuestión, a todo el que difiere de la doctrina nacional-sindicalista le llamáis EXTREMA DERECHA y olvidáis que sí hoy podéis llamarnos falangistas, es gracias a todos aquellos que sin serlo, lucharon y murieron a nuestro lado en nuestra guerra civil, para no caer en las garras del marxismo. Pues por el bien de España, NUESTRA META, JUNTO CON LA JUSTICIA SOCIAL, no es renegar de nada el pactar con ellos, pues una cosa es el objetivo común (ESPAÑA) y otra la diversidad ideológica.
    Saludos.
    Ricardo Fernández Coll “Richi”

    • Señor Ricardo Fernández Coll “Richi”, he leído y releído su “contestación” y me parece un auténtico galimatías lo que usted explica. Me atengo a mis párrafos.

      • Señor Juantxo García, me sabe mal que no haya entendido mi “galimatías” pero vera no pienso repetírselo y sí sólo recordarle una parte de un párrafo:
        “…pactando y lo debes saber para un comunicado conjunto con grupos separatista y marxistas, por la última y famosa Ley electoral, razón justa la protesta, ¿Pero el pacto? ¿El comunicado conjunto?, sí te excusas diciendo que el fin “la protesta” era justo, debes entonces reconocer, que también por muchos motivos patriotas, a los cuales F.E. de las J.O.N.S. se ha negado a pactar, EL MOTIVO DE NO PACTAR FUE INJUSTO.”
        Si no reconocéis esto que es público y notorio, lógicamente tampoco entenderéis todo lo demás y es normal “Cuando se ve la paja en el ojo ajeno y no la viga en el propio”
        Saludos

        Ricardo Fernández Coll “Richi”

  2. Bajo el pseudónimo de Juantxo García se esconde uno de los intelectuales con la cabeza mejor amueblada de lo que se ha venido a llamar “mundo azul”. Con Juantxo García, o mejor dicho, con la persona auténtica que hay detrás de este pseudónimo, he mantenido y mantendré no pocas disputas ideológicas; no en vano nuestras concepciones políticas se encuentran en los dos extremos del pensamiento joseantoniano: pero dentro, quiero resaltar, del pensamiento joseantoniano. Con Juantxo García (aún más con el cascarrabias individuo, ya casi sesentón, que con ese nombre firma últimamente sus artículos) se puede estar o no conforme pero posee la formación política y el discurso brillante que hace constructivo e interesante cualquier debate. Lástima que, incluso en la formación en la que milita, sigan habiendo muchísimos, demasiados, personajes con los que no cabe aproximación alguna y con los que debatir es, sencillamente, perder el tiempo. La extrema derecha sigue siendo la bota que aplasta la rosa mientras que José Antonio Primo de Rivera y su mensaje continuan a disposición de todo aquel que quiera adentrarse en él. También, por supuesto, desde la izquierda. Acaso especialmente desde la izquierda. Salud

    • El señor Josele Sánchez es poseedor de una mente despierta y ágil, por lo que no acabo de entender esa tozudez suya en situarnos a los dos en polos opuestos del pensamiento joseantoniano. Si en su día, allá por 1978 me afilié a la “Falange de Raimundo”, no fue por mi apego al ex ministro de la gabardina eterna, sino para PREPARAR LA LLEGADA de los Círculos a FE de las JONS. Punto pelota. Luego LLEGARON los Círculos y aquello fue el acabóse. Al contrario que sucede con mucha gente que se va “derechizando” con el paso del tiempo, a mi me sucede todo lo contrario: cada vez me veo más radical y radicalizado (he dicho radical, no “izquierdista”). Como no veo al ilustrísimo señor Josele en la “derecha”, ya me dirá usted, amigo del alma, en qué lugar me ubica en su particular “juego de tronos”. A ser posible frente a una buena y gélida cerveza. Laus Deo.

  3. Todo aquel que quiera adentrarse en la doctrina falangista sera bien venido, proceda de la izquierda o la derecha, pero debe entender, que una vez incluido en los nacional-sindicalista, el concepto derechas o izquierdas queda anulado, pues sin discusión de ninguna clase, la idea principal de nuestra doctrina es armonizar los dos conceptos justicia social y Patria, descartando las inclinaciones a uno u otro lado.

    Saludos.

    Ricardo Fernández Coll “Richi”

    • Mire usted Don Richi,el mantra de ni de izquierdas ni de derechas,arrimandose a posiciones derechistas,no va bien ni con la justicia social ni con la patria,ya que sin pueblo,no hay patria y es precisamente la derecha la que actua contra la patria y contra la justicia social.Y ya no hablemos de la ultraderecha..

  4. “Juantxo García” de sensenton tiene lo que tu y lo que yo. Es decir. Nada. No se si llegara a los cuarenta. Y en cuanto a lo de intelectual, hay gustos para todos.

    • 22 de enero de 1958. No me quito ni un año. Estoy de acuerdo en lo de que “intelectual” es un exceso del señor Josele.

  5. Amigo Luis Villar, con mis mayores respetos, o usted no tiene ni pajolera idea de quien habita tras el pseudónimo de “Juantxo García” o a usted, esto de calcular las edades se le da tan bien como a mí la convivencia con personajes como el reiteradísimo, empalagoso y ultramontano Ricardo Fernández Coll “Richi”. Le diré, para su conocimiento, que al tal “Juantxo García” ya le había salido la muela del juicio allá por los años de la transición y que andaba jugándose las barbas, delante de la policía franquista, cunado todavía vestía con el triste uniforme que les hizo pasar a la historia como “los grises”. ¿Qué a usted este “Juantxo García” no le parece intelectual? ¡qué le vamos a hacer! J”Juantxo García” podría discutir durante horas y con nivel académico de tesis doctoral sobre Pierre Deroche o sobre Rosa Luxemburgo, sobre Emmanuel Mounier o sobre Mikhail Bakunin, sobre Ramiro de Ledesma o sobre Claude-Henri de Rouvroy “conde de Saint Simon”. Para más información le diré que la última cerveza que compartimos, hará como un par de meses, unida a dos inseparables bocadillos con barra de pan de cuarto que ninguno de los dos necesitamos (“Juantxo García” mucho menos que yo) y después con los cafés (ambos, siempre, bien cortitos y cargados) y sus dos orujitos de hierba que sirven para templar el ánimo a eso de las nueve y media de la mañana, recibí una lección magistral a cerca de como “socializar el dolor” en estos tiempos de crisis para los de siempre y de grandes pelotazos, también para los de siempre. Y bueno, es cierto, tal y como afirma “Juantxo García” en su contestación, que no debemos andar tan lejanos ideológicamente el uno del otro. Seguro que ambos celebramos anoche, con el primer licor que encontramos en casa, la detención de uno de los mayores hijos de puta en la historia reciente de España que responde por el nombre de Rodrigo Rato. De este tipo tan dado a los alias y que ahora le da por llamarse “Juantxo García” recibí un regalo, cuando yo aún no había cumplido los veinte añitos y el debería estar acercándose a la treinta: mi primer libro de Kimitake Hiraoka que pasó a la posteridad también con otro sobrenombre: Yukio Mishima. Seguro que al ínclito Ricardo Fernández Coll “Richi” estos autores le suenan a vietnamita. Con “Juantxo García” fundé, a princios de la década de los ochenta, una tertulia literaria “La ballena alegre”, en la mítica cervecería Madrid de la capital del Turia, por la que pasaron algunas de las plumas disidentes más brillantes del momento como el propio Eduardo López Pascual, Fernando Sánchez Dragó, Alfonso López Gradolí o el ya fallecido Darío Cervera. Así que por una vez y sin que sirva de precedente daré la razón al autoprocamado “Juantxo García”. El se define falangista. Yo tampoco. El dice ser radical y yo afirmo ser un hombre de izquierdas. Pero ambos conocemos lo suficiente el pensamiento y la doctrina joseantoniana como para asumirla como propia; ambos somos proclives a mantener discusiones sobre el pensamiento José Antoniano con aquellos que puedan sentarse al debate habiendo pasado del “Discurso del Teatro de La Comedia”. A estos enfrentamientos dialécticos no pueden asistir los “Richis” de turno que todavía abundan y parece ser que incluso se reproducen, que siguen y siguen y jamás se cansan como el conejito de las pilas de duracell.

    • Sr. Josele Sánchez, los dos adjetivos con los cuales me nombra, no hacen mella en mi ánimo, pues en el caso de ultramontano, yo seguidor del nacional-sindicalismo sin derivaciones, soy de los que defienden la máxima de dar a Dios lo que es de Dios y al Cesar lo que es del Cesar. Y en cuanto empalagoso, puede que sea cariñoso “con todo el mundo” pero sólo hasta el extremo de demostrar mi buena fe e intención, pues en lo que se refiere a discusiones ideológicas que tocan la UNIDAD parte esencial de la doctrina nacional-sindicalista, el reiterar sus conceptos no empalaga, sino que instruye y estoy dispuesto a dialogar sobre este tema no sólo con usted, sino con cualquiera que lo desee.

      Y le diré también que mi apelativo “Richi” es bien conocido en el mundo azul, y sobre todo en Cataluña desde los años 70 pues fueron mis camaradas de entonces los que me lo pusieron, y eso me da permiso para meterme con mi nombre completo y seudónimo en todos los enfrentamientos dialecticos que sean precisos.

      Quedo a su disposición para dialogar sobre el nacional-sindicalismo, la historia de la Falange su clase y estilo en el momento que usted quiera.

      Saludos.

      Ricardo Fernández Coll “Richi”

  6. También me sumo al análisis inicial de Juantxo García, años atrás en las costas de levante encallaron dos barcos por la tempestad de unos días, fue visita obligada de familias por unos días para verlos.
    Que será que siempre me viene a la memoria esa imagen. Tanto tiempo con la misma letra y canción de la UNIDAD.
    La unidad llegará por los actos en común, pero , seguirá teniendo que unificar diferencia de ideas
    Cada grupo seguirá teniendo sensibilidades distintas
    También se puede hacer la unida desde fuera del partido, en acciones que representan la base de las ideas y suele ser principalmente por las bases. Llegará algún día la madurez y no será para pagarla a cualquier precio.
    Cambiando el ” continente ” y aplicando el contenido

  7. Si los aliados que se busca Juantxo Garcia son Josele Sanchez y compañia no ira muy lejos. Ese Josele Sanchez, como Pedro Conde, como Lopez Pascual y como tantos otros no son mas que marxistas infiltrados en nuestras filas. VIVA FRANCO. JOSE ANTONIO PRESENTE. ARRIBA ESPAÑA!!!

  8. No soy ni de derechas ni de izquierdas por la sola razón de que la síntesis de ambas me coloca enfrente de las dos. Y en esa posición está la originalidad de la doctrina joseantoniana, que, por cierto, ahora ciertos grupos y líderes la discursean como propia.
    Ni la justicia es patrimonio o atributo de la izquierda; ni la Patria, herencia exclusiva de la derechas.
    Además de haber conocido por propia experiencia que ambas manos políticas tienen muy poco que enseñar de justicia social y valores patrios.
    La propia disyunción de ambos conceptos, patria y justicia, denuncia su inconsistencia intelectual y su sobra de intereses particulares y partidistas.
    Así que, personalmente, me quedo con el lema de: “NO SOY NI DE DERECHAS NI DE IZQUIERDAS, ESTOY ENFRENTE”.

  9. Vamos a ver, ¿de qué unidad hablas Juantxogarcía de unirte con Richi o con Josele Sánchez? No pueden mezclarse churras con me ibas, los 2 se dicen joseantonianos. Richi militarìa en Fuerza Nueva si aun existiera y Josele esta a la izquierda de Podemos

    • No tengo el gusto de conocer al señor “Richi”. Seguro que Josele está a la izquierda de Podemos. Podemos huele ya a socialdemocracia blanda.

    • Sergio erraste, milite desde siempre primer en las organizaciones del movimiento y luego en FE de las JONS, nunca he sido de Fuerza Nueva y sí lo dices, por mi defensa de pactos con los otros grupos patriotas, te diré que José Antonio ya lo hizo en casos determinados, pero nunca ideológicamente, y eso defiendo yo por la UNIDAD DE ESPAÑA. “Richi”

  10. Andrés Salgado:
    No sé quién eres. Ni me importa. Te voy a contestar porque tengas una ligera idea de quién soy yo.
    Soy español hasta la médula de los huesos. Amo a mi Patria, dispuesto a dar la vida por ella. Fui Caballero Legionario Paracaidista. El azul de mi camisa es indeleble, nunca se podrá cambiar por otro color. Tengo prácticamente 75 años ya y sigo cantando el CARA AL SOL que aprendí en mi casa con 6.
    Si eso, y algunas cosas más es ser marxista, yo soy marxista. Lo que ocurre es que Marx no era como yo, por eso es imposible que yo sea como él.
    Para terminar, sólo un consejo: Oriéntate de dónde sopla el viento porque estás un poco despistado o no lo sientes porque te has convertido en una estatua de sal como la mujer de Lot.
    ¡ARRIBA ESPAÑA!

  11. Pedro, no pierdas el tiempo contestando gilipolleces. Josele Sánchez da la callada por respuesta yo creo que como le dice de forma explícita al tal Richi hay que estar a su altura intelectual para discutir y ese no es su caso. Tu trayectoria es inmaculada y tus servicios a la Falange son de sobra conocidos. Insultar a Eduardo López Pascual que también tiene una trayectoria de más de 50 años de lealtad falangista y de altura intelectual es, como dicen en mi pueblo “pa mear y no echar gota”. Ladran, luego cabalgamos. Y bienvenidos sean, también, los intelectuales de izquierda que se acerquen a nosotros como lo hace Josele Sánchez. Aquí cabemos muchos más de los que estamos

  12. Perdonad mi intromisión. Soy Falangista con mayúsculas desde que tengo uso de razón. No conozco personalmente a Don Pedro Conde Soladana, al cual admiro y respeto por sus textos y por su fidelidad azul, así como por cuánto ha dado a todos los falangistas, en cuanto a formación y experiencia. Conozco a Eduardo desde que era un niño. Desde que era yo un niño claro, Eduardo tiene unos cuantos años más que yo. Josele es mi camarada y amigo, libre-pensador. En nada marxista. Josele Sánchez es un talento intelectual de una talla suprema. No se define como falangista, por la sencilla razón de que dentro de las falanges hay cada cafre que tira de espaldas, a la vista está. Josele es José Antoniano y de izquierdas, pero nada marxista. Pedro Conde por lo que me ha contado Eduardo que le conoce bien, tampoco lo es. Ahora bien, decir que Eduardo es marxista es un disparate del quince. En cuanto a posicionarse en la derecha o en la izquierda en los tiempos que estamos, a pesar de respetarlo me parece una tontería. José Antonio ya expresaba ese pensamiento superador y el término nacional-sindicalista, ya lleva implícita la irrelevancia de estos posicionamientos. Pero si para el extenso abanico de pseudo-falangistas, Josele Sánchez es un marxista, entonces yo, que soy cabeza de lista por Falange Auténtica en mi ciudad, también soy más rojo que un tomate. Porque pocos joseantonianos vivos, dan hoy el testimonio de nuestro fundador, con la sublimidad con que lo hace Josele Sánchez, sin tener la necesidad de llamarse falangista. Un abrazo para todos. Para los azules y para los rojos. Muy especialmente para Eduardo, que hoy cumple 76 años

  13. Acusarme de marxista, es como decir que los peces vuelan. Sin más, pero que denota no tener idea de lo que es la ciencia política. Pero no me asusta. Igualarme con Conde, o con Joséle Sánchez es una falacia que no requiere contestación. Aunque es un honor, Yo no pensaba responder, y más em mi cumpleaños, pero al leer ciertos comentarios tengo dos opciones, callarme por decoro intelectual, o responder a esas ¿Cómo lo digo? enanas palabras para definirme como infiltrado. Este Richi, y sus amigos, no merecen ni una sílaba más por mi parte. Quizás el infiltrado sea él. Yo voy a seguir trabajando esta noche por representar a Falange Auténtica EN LAS PRÓXIMAS ELECCIONES MUNICIPALES. LOS OTROS, A HOMENAJEAR A LOS DICTADORES.

  14. En nuestras filas es oír la palabra Unidad y comenzar la batalla personal entre nosotros. ¿No os parece extraño? Decir que Pedro Conde o Eduardo López Pascual o el mismo Josele son marxistas, rojos infiltrados o cualquier disparate semejante, es como decir que Francisco Franco hizo la revolución que soñaba José Antonio Primo de Rivera, que no restableció el orden liberal capitalista y la forma Monárquica del Estado.

    • Es un problema de NOMINALISMO. Creer que dos cosas que se llaman de la misma manera son la misma cosa. En Brasil, por ejemplo. muchas peñas de la “torcida” futbolera se llaman “Falange”… ¿eso las convierte en seguidoras de José Antonio? No, pero es difícil que el “fachilla” lo entienda.

  15. Perdón, una aclaración solo. Cuando dije que compararme con Conde o Joslele eras una falacia, lo deccía porque la calidad personal e intelectual de ambos, son muy superiores a la mía. Ya lo dije es un honor que me pongan al lado de Un Presidente Nacional de Falange Autentica, -ya abandonamos la palabra Jefe-, o a la de Josele Sánchez, un verdadero y serio intelectual.

    • Dedicado a D. Eduardo López Pascual:
      En primer lugar decirle al señor de referencia, que ninguno de los que han intervenido aquí, es conocido ni amigo mío, sino es sólo por estos escritos.

      Y en segundo lugar le pongo tres recordatorios de otras intervenciones mías a sus escritos, en los cuales y no puede negarlo se ha declarado falangista de IZQUIERDAS.
      Primero:

      Contestación a su escrito del 5 de mayo del 2014 en la misma fecha:
      • Ricardo Fernández Coll Publicado en EL MUNICIPIO Y CONFIRMADO AQUÍ
      Por desgracia y una vez más existen dos grupos azules para votar en las próximas elecciones y yo emulando al camarada Eduardo López Pascual, también tengo mi posición, y es, que me siento más conservador y sin ninguna desviación a la izquierda por muy humanista cristiana que sea y también soy rebelde y contestatario, pero adicto al nacional sindicalismo, a su doctrina, a su clase, a su estilo, que recojo de nuestros fundadores y de los hechos históricos que protagonizaron, debo por convicción votar a FE LA FALANGE que hace coalición con LA ESPAÑA EN MARCHA y es que considero que esa UNIDAD DE GRUPO que se presenta es por ESPAÑA, que es lo principal y que nuestra historia pasada demuestra con los hechos de José Antonio al presentarse en coalición con los grupos de derechas en las elecciones de Cuenca en mayo de 1936. “Richi”
      5 de mayo a la(s) 19:13 • Me gusta • 2

      Segundo:
      Contestación a su escrito 14/7/2014 con fecha 16/7/2014:
      CONTESTACIÓN AL ARTÍCULO DE “El Municipio” de hoy 16 de junio
      http://elmunicipio.es/2014/06/cabezas-de-chorlito-a-unos-irresponsables-disfrazados-de-azul/#comment-2575
      UNA VEZ MÁS ME ASOMBRO
      Si me asombro al leer en este caso a Eduardo López Pascual.
      Curiosamente desde que la idea de UNIDAD ENTRE LOS HOMBRES Y LAS TIERRAS DE ESPAÑA EXISTE, no ha habido un solo año, un solo mes, ni un sólo día, que un ESPAÑOL en mayúsculas no haya hablado y comentado, que por esa causa está dispuesto a derramar su última gota de sangre, ejemplos miles en todas las luchas civiles, nacionales o internacionales ha intervenido los Ejércitos y los hombres de España. Por eso hoy me asombro, y no debía asombrarme por venir de quién viene, un señor que se define a sí mismo como falangista de izquierda humanista cristiano.
      Su historial que nos indica en una entrevista, publicada también en El Municipio el pasado 28 de enero, nos informa ampliamente de su procedencia desde el año 1950 en El Frente de Juventudes, donde hizo los cursos de Jefe de Falange de Centuria y de Campamento y en el artículo de hoy, no dice claramente:
      “A mí me educaron de otra forma, a mi me enseñaron a trabajar por una patria, llena de paz, amor y luz, como rezaba una vieja canción del Frente de Juventudes, de donde procedo”
      Y claro aprendió todas esas bellas e interesantes cosa entre ellas “las palabras y consignas joseantonianas que aprendía en sus escuadras.” Y descubrió las contradicciones entre el antiguo régimen y la revolucionaria idea falangista, pero mientras, accedió a Delegado Local de la Juventud, a los Cursos de Peñiscola “lugar y ocasión para promoción política, pero también para conocer a los movimientos anti régimen” y claro está se entero tanto que en 1976 se afilio a FALANGE AUTENTICA, sí han leído bien en las organizaciones del Movimiento desde el año 1950 hasta 1976, o sea que hizo las bodas de plata allí.

      Bien alguno me preguntara ¿Pero el asombro? Si me asombra por lo expuesto en mí primer párrafo, porqué el señor López Pascual, llama chorlitos y también despreciativamente, sujetos, a dos ESPAÑOLES que ante el peligro latente de los separatistas, no vacilaron en expresar en palabras diferentes a estas de José Antonio, pero con el mismo sentido:

      “Bien está, sí, la dialéctica como primer instrumento de comunicación. Pero no hay más dialéctica admisible que la dialéctica de los puños y de las pistolas cuando se ofende a la justicia o a la Patria.”

      Y me preguntó, ¿llamara? chorlito y sujeto en tono despectivo a José Antonio por las líneas anteriores, o quizás a Onésimo cuando en el semanario “Libertad” en su número 52 en un entrefilete decía:

      “¿Qué hace el Gobierno con los traidores que preparan en Cataluña una resistencia armada? ¿Cuándo se fusila a Macía y a todos los hipócritas que odian a España? ¿Qué debe hacer la nación mañana con quienes favorecen o no impiden el miserable amago de guerra civil?

      O este otro entrefilete en el número 48 del mismo semanario.

      “Cataluña no es de Macía, ni de la Esquerra, ni de los catalanes. Cataluña es de España. España no sería España sin Cataluña, como no lo sería sin Castilla o Andalucía. Esta afirmación de integridad hispana es lo que primero importa y lo que todos debemos sostener, ofreciendo para ello nuestras vidas con presteza”
      Y fue verdad el amago en el año 1934

      Y tanta frase podríamos buscar de nuestros fundadores que no vacilarían no sólo en derramar su propia sangre por la UNIDAD DE LOS HOMBRES Y LAS TIERRAS DE ESPAÑA, sino que considerarían un honor el defender con las armas en la mano esa UNIDAD.

      Y así se expresaba Ramiro en un artículo publicado en el número 13 del semanario “La Conquista de Estado”:

      “Ni persecuciones, ni sacrificios, ni nada nos impedirá que sigamos la campaña contra los enemigos de la Patria que se esconden en esa Generalitat vergonzosa, mediocre y melenuda.

      Y ante el proceder canallesco de Maciá para con nosotros, ¿No caben represalias, comerciantes y consumidores del resto de España?

      A la guerra se contesta con la guerra.”

      <>

      Aunque me asombre, no me extraña la actitud del señor López Pascual, pues bien se ha definido como falangista de izquierda, o sea los que además de olvidar nuestro estilo y clase, se olvidan de la camisa azul y adapta la doctrina y la historia falangista a su propia personalidad con las contradicciones en las que estuvo durante más de veinticinco años y cambió cuando aquel que le había permitido aprender nos dejo.

      Sólo como final recordar mi apoyo incondicional a esos PATRIOTAS que vilipendia y desprecia el señor López Pascual, él cual apoyo en las pasadas elecciones al que por desgracia lleva el nombre GLORIOSO del grupo que los verdaderos nacional-sindicalistas quisiéramos estar, pero que su desviación latente nos obliga a su rechazo.

      ¡¡Arriba España!!

      Ricardo Fernández Coll “Richi”

      ====.

      Para no alargarme más prefiero guardar los otros casos para otras ocasiones. Sr. López Pascual, yo no le he tratado de marxista, sino simplemente he dicho lo que usted ha dicho, es decir FALANGISTA DE IZQUIERDA.

      Saludos.

      Ricardo Fernández Coll. “Richi”

Dejar una respuesta