El Prenda de La Manada: “Es habitual que una mujer quiera tener...

El Prenda de La Manada: “Es habitual que una mujer quiera tener sexo con dos o tres hombres”

0
Compartir
loading...

La Manada

Una hora y 22 minutos estuvo declarando el miembro de La Manada José Ángel Prenda, el líder de La Manada, el grupo La Manada acusados de una violación múltiple a una joven de 18 años de edad en los Sanfermines de 2016. Responde con tranquilidad y recurriendo frecuentemente a «no me acuerdo». Fue él quien aprovechó la entrada de una vecina en Paulino Caballero, 5, para colarse en el portal donde tuvieron lugar los hechos. EL MUNDO ha accedido en exclusiva a su interrogatorio el 22 de noviembre, del que publicamos la declaración íntegra del caso.- Presidente del tribunal: Le recuerdo que usted tiene derecho a permanecer en silencio, a no declarar contra sí mismo, a no contestar a alguna o algunas de las preguntas que se le formulen, incluidas las que le pudiera hacer este tribunal. Responda a la ilustrísima señora fiscal.


Más información sobre La Manada pinchando en el enlace —Dos miembros de La Manada rompen a llorar durante el alegato de su abogado


Con la venia de la sala. Buenos días, señor Prenda.

Buenos días.

Me gustaría que me fuera contando, durante esa madrugada del día 7 de julio, hacia las tres de la madrugada, si se encontraba usted o con quien se encontraba en la Plaza del Castillo de Pamplona.

Yo me encontraba con mis cuatro amigos ahí presentes, sentado en uno de los bancos de la Plaza del Castillo.

¿Estaba usted solo sentado?

En ese momento sí, estaba yo solo sentado.

Bien. Parece ser que en ese momento se acercó la denunciante al banco. ¿Puede contarnos de qué hablaron, qué pasó entre ustedes?

Pues ella se sentó, nos presentamos, empezamos a hablar de música en ese momento, de lo que es la fiesta en general, de fútbol, de tatuajes…

¿Estuvieron ustedes mucho rato hablando los dos solos o enseguida se acercó alguno de sus amigos?

Pues solos, solos, quizás cinco minutos, cuatro, seis, más o menos, tres, cuatro… no lo pongo en pie el tiempo exacto.

Vale. Estuvieron ustedes unos minutos hablando los dos de esos temas. ¿Quién se acerca?

Primero se acerca Ángel.

¿Siguen hablando de esos temas?

Sí, seguimos hablando de esos temas.

¿Se presentan ustedes, le dicen los nombres, se presenta ella?

Sí, sí, cuando ella se acerca al banco, me presento yo, cuando viene Ángel, le digo: “Este es mi amigo Ángel”.

Vale. O sea, ustedes se dieron los nombres y siguieron… La presentación digamos inicial y comenzaron a hablar.

Sí, lo normal.

¿Cuándo se van acercando el resto de sus amigos?

A lo largo de la conversación.

Los tres que faltaban… Quedan el señor, queda A.M, Jesús y faltaba… Había venido Ángel… Estaban Ángel y usted… Los otros tres amigos, ¿se acercaron a la vez, o cómo fue?

No me acuerdo, no sé si… Bueno, todos a la vez no. Estábamos yendo y viniendo al concierto.

¿Estuvieron ustedes en el banco hablando los seis a la vez?

Sí.

¿Cuándo fue eso más o menos, me lo puede situar en el tiempo?

Ya casi que pasados diez minutos, cosa así. No le pongo el tiempo en pie.

¿Recuerda usted de qué estaban hablando cuando se acercaron los otros amigos? Estaban Ángel y usted, ¿cuándo se acercan los otros amigos…?

De lo que es el tiempo de conversación, temas, no me acuerdo exactamente de qué estábamos hablando en eso.

Vale. Usted manifestó en su declaración, cuando prestó declaración en el juzgado de instrucción, que sí que la conversación era de carácter sexual, que era picante, que trataba de esos temas.

La conversación se puso de carácter sexual, sí. Hubo un momento, estábamos hablando, ya le repito, de fútbol, de música, y sí que es verdad que hubo un momento de la conversación en que se pone, se pone de tono sexual.

Lo que le pregunto es si puede usted ubicar ese momento. ¿Estaban ustedes, solamente usted, estaban usted y…?

Hubo un momento en que… Perdón, perdón.

No, cuántos estaban en ese momento, estaban todos, estaba solo usted, estaba también Ángel, quienes estaban?

Ángel lo recuerdo perfectamente. Lo que no sé es si había alguien más porque yo me acuerdo de la pregunta que le hice de “¿quién te gusta más?”, yo le dije que ella me encantaba, que la veía muy guapa. Y Ángel, una de las veces… Ángel estaba seguro y le dije que quién le gustaba más, si Ángel o que si yo. No sé si había un tercero o estábamos los dos o estábamos cuatro… De eso no me acuerdo, pero sí que me acuerdo de esa parte de la conversación.

¿Cómo se desarrolla esa parte de la conversación, cómo han seguido ustedes por ese…?

Esa conversación, ella se desarrolla diciendo que éramos los dos bastante guapos, que le parecíamos súper atractivos.

¿Y qué más?

Que ella nunca había estado con un sevillano, que le gustaba nuestro tono… Nosotros le dijimos que tampoco nunca habíamos estado con una chavala de Madrid, madrileña…

¿Y cuándo se plantea el tema, digamos concreto, de mantener relaciones sexuales?

El tema, cuando se van acercando, pues hay un momento en el que le proponemos… Bueno, ¿con quién te gusta más de…? Ya una vez que estábamos allí, ¿quién es el que te gusta más de nosotros? ¿con quién te irías? Ella dice, la verdad que todos le parecemos bastante atractivos, que somos guapos… “Pero, bueno, ¿te irías con dos?”. Y ella dice que con dos, con tres, con cuatro, con cinco, con lo que hiciese falta.

Vale. Cuando ya estaban ustedes todos en el banco, ya le hacen esa pregunta, que con quién de ustedes le gustaría irse para mantener relaciones sexuales.

Sí.

Y ella entonces es cuando contesta eso.

Sí.

Textualmente.

Textualmente, esas palabras las tengo en mi cabeza: “Con dos, con cinco, con los que me echen”.

A ver, ¿cómo se da el siguiente paso? Porque, claro, una cosa es hablar, que hablar hablamos todos, y otra cosa es pasar digamos a la acción.

Pues el paso es de, a nosotros nos parece atractiva, nos parece guapa; nosotros le parecemos atractivos, pues vamos a, a buscar un sitio.

¿A ustedes no les sorprendió?

No lo sé. Hombre, en ese momento ya le digo que las palabras se me quedaron como… “puedo con dos o con cinco”, pues hombre.

¿Es una situación que se les plantea habitualmente, que después de cinco minutos de conversación con una mujer, quiera irse con los cinco?

Cinco minutos, no. Cinco minutos es lo que se llevó ella sola hablando conmigo, cinco o diez minutos. Después estuvimos más tiempo todos juntos.

Pero cuando ella decide irse con todos ustedes, según lo que usted manifiesta no habían pasado más de diez minutos.

No muchísimos más. No habían pasado más y sí que es verdad que puede que no sea común, pero es lo que pasó.

¿Les había ocurrido alguna otra vez?

Hombre, sinceramente, sí. No es la primera vez que yo conozco una chica en una fiesta y me voy con ella, y muchas veces incluso sin hablar… Bailamos, nos besamos y no es la primera vez.

No, no, creo que no me ha entendido bien o no me he explicado yo bien.

Perdón.

Me refiero a si alguna vez les había pasado a los cinco, no digo a ustedes cinco en concreto, pero a usted, por ejemplo, con cuatro amigos más, conocer a una chica durante 10 minutos, y que quiera irse con los cinco a mantener relaciones sexuales. Le pregunto si eso le había ocurrido alguna vez.

Yo no era la primera vez que tenía sexo en grupo.

Es que no le he preguntado eso. Le pregunto si, nada más conocer a una persona durante cinco, diez minutos de conversación, les ha pasado alguna vez que esa mujer les diga “quiero mantener relaciones…”.

A lo mejor con cinco, el número exacto no, pero sí que es verdad que con dos o tres, sí, no es la primera vez que nos pasa, no es la primera vez que me pasa.

Vale, con dos o con tres era habitual.

Habitual. Que ha pasado.

De acuerdo. Ustedes sí que manifestaron que estaban habituados, ¿no?, a mantener relaciones sexuales en grupo, que no era algo…

Sí, sí. Se lo acabo de decir.

¿Y cómo solía surgir eso? ¿Iban a algún sitio en concreto, con personas en concreto que conocían…?

Ahora mismo no me acuerdo. Perdóneme, pero es que ahora mismo no me acuerdo cómo fueron surgiendo cada una y cada vez de la experiencias que he tenido. Lo siento pero no lo recuerdo.

No, me refiero un poco, por ejemplo, a si tomaban contacto a través de redes sociales… Un poco, no sé, de gente que también está buscando ese tipo de relación, un poquito cómo era la dinámica, no digo que me cuente…

Hay veces que sí que está un poquito más premeditado en redes sociales, que ya en redes sociales lo hablamos y hay veces que ya surge en la misma fiesta.

Vale. Bueno, volviendo un poquito a la dinámica de los hechos, que nos hemos despistado, una vez que dice que sí, que está de acuerdo en irse con ustedes, ¿recuerda si hay alguien que diga qué van a hacer, hacia dónde se quieren dirigir?

En ese momento el objetivo era pues buscar un hostal, un hotel… Un sitio.

¿Esto lo hablaron entre todos?

Sí.

¿Incluso con ella?

Con ella también.

¿Y qué hicieron a continuación?

Pues nos fuimos a buscar, ya le digo, un hotel, un hostal, nos fuimos a buscarlo.

¿Recuerda -y sé que es mucho pedir porque lógicamente ustedes no conocen la ciudad, entonces se lo voy a preguntar y si no lo recuerda…- recuerda por dónde fueron caminando para llegar hasta el hotel o el hostal?

La verdad es que me encantaría acordarme pero ufff…

No recuerda.

Por sitios, calles, imposible para mí.

¿Recuerda si todos fueron hablando… fue el grupo compacto o fueron disgregados hasta que llegaron al hotel? En ese primer tramo me refiero, luego iremos avanzando.

La verdad es que tampoco, exactamente de cómo íbamos en orden no me acuerdo.

¿Usted iba hablando con ella, por ejemplo?

Hubo un momento en el que hablaba con ella, hubo un el momento en el que hablaba con mi amigo, pero ya le digo que no le pongo en pie…

¿Y en ese tramo que estamos hablando, porque además, lógicamente, usted tiene conocimiento de la causa y lo ha visto, incluso después cómo se ha ido desarrollando el juicio, en ese tramo en que llegan ustedes hasta el hotel, que es por la Plaza del Castillo, ¿recuerda usted si entraron en la zona de los porches, en la zona porticada?

Si es que sería mentirle, sería mentirle. Si le dijera que sí, le estoy mintiendo.

Vale, no lo recuerda…

No lo recuerdo.

…Si pararon en algún sitio antes.

No me acuerdo. Sí que es verdad que justo, casi que saliendo de la Plaza del Castillo, por la Plaza del Castillo, nos metimos como en una discoteca o un hostal o una cosa que tenía como una escalera para abajo, que eso sí me acuerdo perfectamente, pero al igual que bajamos subimos porque había gente y no…

En ese tramo hasta que llegan al hotel… ¿El hotel lo recuerda o tampoco lo ubica?

No mucho.

En ese tramo hasta el hotel, por fijar un poco esa primera parada, ha dicho que usted a veces hablaba con la denunciante a veces no, ¿de qué iban hablando? Cuando usted se acercaba a ella, ¿de qué hablaban?

Pues la verdad es que no lo recuerdo.

¿Recuerda…?

Perdone.

Sí, sí.

Pero, por ejemplo supongo que cuando llegamos a un hotel o a un sitio de esos, las conversaciones serían de “vámonos para otro sitio a buscar, porque aquí no podemos”.

¿Recuerda cuando llegaron al hotel o no?

No.

¿Usted recuerda haber entrado, haber esperado en la puerta?

No, que no me acuerdo.

¿Tampoco recuerda acercarse al portero, lo que escuchó que había declarado él?

No.

¿No lo recuerda?

Al portero lo he escuchado aquí y, ya le digo, ojalá me acordase de eso, pero es que no me acuerdo.

¿No recuerda entonces si usted llegó a entrar ni si se acercó ni quién se acercó?

No.

De esa parte no recuerda nada. Una vez que pasa pues ese momento de que paran al parecer en un hotel y continúan, ¿hacia dónde se dirigían ustedes?

Una vez que nos dan la negativa del hotel, pues no sé si nos vamos a buscar otro hotel y ya en ese momento, en el momento que nos dicen que no en el hotel, pues vamos muy a ver… a buscar otro sitio.

No sé si no le he entendido bien. De este hotel inicial, ¿buscan otro?

No, de… La verdad es que no me acuerdo si buscamos otro hotel o ya buscábamos calles oscuras, buscábamos.. no, no lo recuerdo.

¿Cuándo habían llegado ustedes a Pamplona?

Nosotros llegamos a Pamplona un día antes. Es más, perdón, ese mismo día. Salimos de San Sebastián, de Donosti, y llegamos a Pamplona ese mismo día, por la mañana.

El día 6 de julio.

El día 6 de julio, sí, a las doce y pico, creo, o incluso…

¿Y por qué zona estuvieron ustedes moviéndose?

Puff.

¿Era el casco antiguo, por ejemplo, recuerda haber visto la plaza de toros o no la recuerda haber visto?

La plaza de toros la vi cuando corrí en Sanfermines, pero antes no…

No recuerda.

No recuerdo. Después he escuchado mil nombres, como la Estafeta, como lo Viejo, como lo Antiguo… pero no le pongo en pie en ese momento qué es lo que estábamos viendo ni por dónde nos movíamos.

Entonces cuando ustedes acceden a la avenida… ¿Recuerda haber ido por una avenida amplia peatonal o no lo recuerda tampoco?

Con ella ya, ¿no?

Sí, sí, claro, cuando salieron del hotel… Bueno, cuando salieron, cuando termina esa fase digamos del hotel, ¿recuerda cuál era el camino?, ¿recuerda sin era una avenida ancha peatonal o no lo recuerda?

Es que lo que son los caminos, perdona pero es que… Yo soy una persona muy, muy despistada, me quedo muy poco con los nombres y con los sitios y…

No, que le pregunto el nombre, ¿eh?, eso lo entiendo. Si tiene la imagen de que era una avenida amplia peatonal o ni siquiera lo recuerda.

Supongo que pasaríamos por avenidas anchas, por avenidas estrechas… Pasaríamos por todos sitios, pero es que no le pongo en pie…

¿No sabe entonces por qué cogieron ese camino?

No.

¿No es porque estaban acompañándola a ella al coche?

No, ni muchísimo menos. Eso no ocurre, eso no ocurrió nunca. A ella nunca vamos a acompañarla al coche porque esa conversación no existe.

O sea, ella en ningún momento dijo que se iba al coche a dormir.

En ningún momento.

De acuerdo. Cuéntenos, en ese tramo, si lo recuerda, en ese tramo hasta que llegan al portal, si usted también fue hablando con la denunciante, si iba acompañada de algún otro de sus amigos, si iban todos juntos… ¿Cómo se desarrolla ese trayecto?

Supongo que iríamos casi que igual que le he dicho antes: hablando yo con ella, yo con mi amigo, mi amigo con ella, mi amigo con el otro amigo… Pero no me acuerdo exactamente de cómo íbamos situados.

¿Recuerda usted un grupo compacto o no, que fueran los seis?

No sé si por algunas partes del camino iríamos los seis, por otras iríamos cuatro, por otras tres… No lo pongo en pie.

Aunque no lo recuerde, usted sí que ha visto las imágenes.

Sí, eso sí lo he visto. Pero… le podría decir perfectamente que íbamos tres porque lo he visto en las imágenes, pero no lo recuerdo aunque lo haya visto.

Le voy a preguntar otra cosa, ¿vale? Como usted ha visto las imágenes y el visionado de las cámaras, cuando salen por la calle, que usted entiendo que no conozca los nombres, pero que es Paulino Caballero, es la calle del portal…

Sí.

…Ven que pasan, usted lo ha visto, ven que pasan por una avenida, que es la Avenida Roncesvalles, una avenida un poco más ancha. ¿Usted cuando vio los fotogramas puede saber en qué posición iba andando?

Pues no.

¿No se ha reconocido en los fotogramas?

Ah, cuando sale lo de la foto.

Sí, cuando vio el vídeo. No sé si me he explicado bien. Hay una cámara que graba cuando el grupo sale por esa calle, por la calle del portal para que me entienda, y cruza una avenida un poco más ancha, que es la Avenida Roncesvalles…

Yo juraría que me reconozco delante. Tampoco es que haya…

¿Hablando con ella?

¿Cómo?

¿Hablando con ella?

En ese momento no…Bueno, en ese momento… cuando vi alguna de las fotos, en unas no y en otras sí.

A ver, si no recuerdo mal, en esas imágenes se ve a un varón y a una mujer, andando los primeros; después otro varón, otro varón también muy cerquita y dos que llegan un poco más tarde.

Yo creo que soy… o unp de los dos, o de los que estoy… Del que estaba delante o del que estaba hablando con ella. Atrás casi seguro que no.

Cuéntenos lo del portal, por favor.

En lo del portal como… Ya después de la negativa del hotel, no sé si de uno o de dos porque no me acuerdo exactamente, estábamos yendo a buscar otro sitio. Y en ese momento una mujer abre un portal, porque era también uno de los sitios donde podríamos hacerlo, y me acerco a ella, me aligero un poco más, me acerco a ella y subo al portal.

Es cierto, según su declaración, que usted sujeta la puerta cuando ella…

Sí, sí, ella está entrando y yo le sujeto la puerta. Entro en el portal con la mujer, con la vecina.

¿Recuerda usted si adelantó a alguien, a alguno de sus compañeros, cuando hizo ese… cuando aligeró?

No me acuerdo si yo estaba delante de ellos o si yo estaba hablando con ella y en ese momento me aligeré, no me acuerdo exactamente de cómo pasó.

Vale. Usted accede al portal…

Sí.

…Y una vez que accede, ¿qué es lo que hace usted?, una vez que entra al portal.

Pues subí al primero o al segundo. Mi objetivo era que entrásemos todos en el portal, para tener un sitio íntimo, y subí arriba, al primero o al segundo, esperé un tiempo a que la vecina se fuese…

Ya sé que es difícil determinar, ¿pero recuerda usted si fue mucho tiempo, poco?

El tiempo justo de que yo estaba… subí, no le pongo en pie si el primero o el segundo, me quedé en el rellano, escuché a ver si la vecina se iba o se quedaba y, una vez que la vecina se fue, bajé yo. No sé si cinco minutos, si diez minutos. Supongo que tanto no sería, de diez minutos no pasaría.

¿Perdón, medio minuto, cuánto…?

Ya le digo, subí al primero o al segundo, me espero, escucho que la vecina no está y cuando la vecina no está, bajo. No sé cuánto tiempo.

Cuando espera… dice que la vecina no está, ¿es porque escucha el ascensor y la puerta o por qué?

Sí, porque no escucho ruido abajo.

Ah, vale. Y después usted baja.

Sí, bajo.

¿Baja por las escaleras?

Bajo por las escaleras.

Y a continuación, ¿qué ocurre?

A continuación abro y pasan todos.

¿Dónde estaban sus amigos y la denunciante cuando usted abre la puerta?

Yo… Bueno, cuando abro la puerta estaban en la puerta, al lado.

¿Recuerda usted cómo es la entrada del portal, o por las imágenes que ha visto ha podido refrescar…?

Por las imágenes, por las imágenes.

Únicamente, simplemente, para que se sitúe. Hemos visto todos que la puerta es una entrada retranqueada, tres metros hacia atrás, quiere decir que no está en la línea de fachada, está más profunda. Por eso le pregunto, ¿cuándo usted sale, sus amigos están ya en el portal?

Buah, pues no me acuerdo. Yo juraría, quiero recordar, que yo abrí la puerta y ellos estaban ya al lado, pero no me acuerdo si tuve la puerta tres, cuatro segundos o quince antes de que ellos aparecieran, no me acuerdo exactamente.

Igual es más fácil si se lo pregunto de esta manera: en el momento que usted abre la puerta para que pasen sus amigos, ¿usted los ve que están al lado, los ve?

Sí, sí, es lo que le acabo de contestar, que no me acuerdo yo si espero 15 segundos o diez o que ya estaban en la puerta. No lo recuerdo exactamente. Yo juraría que ellos ya estaban en la puerta.

¿Puede contarnos qué ocurrió a continuación?

Pues entramos en el portal, buscamos el sitio digamos más escorado del portal y ahí pues mantenemos relaciones sexuales.

¿Usted había visto ese sitio cuando bajó por las escaleras?

No.

¿No bajó por allí? O sea, usted bajó por la puerta de acceso peatonal.

Yo bajé del segundo para el primero y no recuerdo si el sitio estaba a la izquierda o a la derecha, pero que no es una cosa que tú te encuentres con el sitio cuando bajas por las escaleras.

Pero la puerta esa, por ejemplo, traslúcida de cristal usted la tuvo que abrir y pasar por allí. No hay otra salida por las escaleras.

Pues no sé. Yo juraría que sólo estaba la puerta del portal. No me acuerdo si había otra segunda puerta.

¿Cómo entran ustedes, recuerda el orden?

El orden no. Yo no recuerdo…

Usted estuvo sujetando la puerta… Por ejemplo, sé que es muy complicado, porque son cosas que pasaron muy rápido y entiendo que es complicado. Pero, por ejemplo, ¿usted recuerda sujetar la puerta hasta que pasaran todos?

No lo recuerdo.

¿Cómo entró la denunciante?

Pues igual que el resto.

¿Alguno de ustedes le cogió de la mano o del brazo?

No recuerdo el detalle de si iba de la manita de alguien o iba sola. Agarrada por las muñecas fuerte seguro que no.

¿O sea que usted no vio que dos de sus amigos, o usted mismo junto con otro, le agarraran cada uno de un brazo y la metieran dentro?

Eso no existe. Eso nunca tuvo lugar.

No la agarraron para entrar…

No.

¿En algún momento se le dijo que se callara y se le tapó la boca?

Hombre, estábamos en el portal, queríamos hacer lo que queríamos hacer todos, incluida ella, no íbamos a hacer mucho ruido.

Sí, pero lo que le pregunto es si alguien le dijo “cállate”…

No, no, no.

…O alguien le tapó la boca.

Exclusivamente a ella “cállate”, no.

¿Se le tapó la boca?

No.

¿Cómo llegan hasta el recinto donde después mantuvieron ustedes relaciones sexuales? ¿Van subiendo alguno de ustedes primero, ella la primera, ella al medio, ella la última…?

Del orden no me acuerdo.

Cuando… A ver si es más fácil que se lo pregunte de esta manera: cuando usted accede a ese recinto, ¿quién estaba ahí?

¿Cómo, cómo?

Cuando usted accede al recinto donde mantuvieron las relaciones…

Sí.

…¿quién estaba allí?

Pues no recuerdo si yo llegué el primero, si yo llegué el segundo y ya había alguien… No lo recuerdo.

¿Nos puede describir cómo es el sitio?

Pues… ¿Cómo se lo describo? Pues un habitáculo no muy grande.

¿Dónde se situó usted?

Pues la verdad que no recuerdo en qué parte del habitáculo me puse, dónde me ubiqué. No me acuerdo.

¿Sabe si al fondo o hacia la parte de salida de las escaleras?

No lo recuerdo.

Bueno, ¿qué ocurre una vez que están ustedes allí?

Pues que empezamos a hacer lo que ya habíamos hablado antes. Ella me dice que lo del cinturón negro tenía que demostrárselo.

O sea, cuando entran allí todos…

Cuando entran allí todos pues…

…mantienen ustedes una conversación. Hablan ustedes.

Sí, estaba… No me acuerdo yo si ahí dentro se estaba besando con alguien o algo de eso, pero uno de sus comentarios fue: “Bueno, lo de cinturón negro lo tendrás que demostrar, ¿no?”. Y le bajé los pantalones y le hice sexo oral.

Vale. ¿Eso fue lo primero que ocurrió, antes de que ella hiciera nada?

Yo juraría que primero ella estaba como besándose con Alfonso y le quita la camiseta a Alfonso. Pero tampoco pongo yo en pie si una cosa u otra. Yo juraría que lo primero lo primero fue besarse con Alfonso, empezar a quitarle la camiseta, y decirme a mí que le demostrase eso.

¿Quitarse la camiseta Alfonso o ella?

Ella quitándole la camiseta a Alfonso.

¿Fue usted entonces el que le bajó los leggins y las bragas?

Sí.

¿Qué más ocurrió?

Pues yo empecé a hacerle sexo oral, ella empezó a besarse con Alfonso… Bueno, yo cuando le hice sexo oral tenía los ojos cerrados, no me acuerdo si se besó con uno, con otro… Y pues a seguir las relaciones.

Ya, eso le pregunto, ¿cómo siguió?

Pues la verdad es que exactamente no me acuerdo de como empezamos a… de cómo fue la primera penetración o de cómo fue la primera vez que ella hace sexo oral. No me acuerdo exactamente de cómo empezó.

¿Recuerda usted… Usted se bajó los pantalones también..?

Sí.

¿…O se los bajó ella?

Yo, yo, yo.

¿Usted recuerda -lo ha visto en los vídeos- estar alrededor o cerca de ella masturbándose o tratando de mantener una erección?

Sí, sí, sí.

¿Eso fue así?

Sí.

¿Recuerda usted si la posición en la que se encontraban en ese momento era ella de rodillas y ustedes alrededor?

Pues podría ser. Pero no me acuerdo si estaba de rodillas, de cuclillas…

Bueno, de rodillas o de cuclillas, agachada.

Sí, agachada.

Agachada. Vale, en ese momento a ella no se le está haciendo nada. Quiero decir, ni hay sexo oral, ni hay besos ni hay nada.

No, no, no, porque eso fue después. De lo primero que pasó fue el sexo oral que yo le hice y ya después pues empezamos cada uno a tocarnos y ella a hacernos sexo oral a nosotros también.

Vale. Si no le he entendido mal, primero entran allí, se besa con Alfonso…

Se besa con Alfonso, le quita la camiseta a Alfonso, yo le bajo los pantalones y comienzo a hacerle sexo oral. En el momento que yo estoy haciéndole sexo oral no sé lo que pasa, con quién se besa, con quien se deja de besar. No lo recuerdo porque le hago sexo oral con los ojos cerrados.

¿Es inmediatamente después cuando se produce alguna penetración respecto de ella o no?

Puff… es que no le puedo poner cuándo empezó.

¿Recuerda quién empezó, quién fue el primero?

No recuerdo.

¿Recuerda si cuando… Bueno, a usted le hizo una felación…

Sí.

Y posteriormente usted también la penetró vaginalmente.

Sí.

Bien. ¿Recuerda usted cuándo ocurrió eso, en qué orden secuencial?

No.

¿Recuerda si primero le hizo la felación y después usted la penetró vaginalmente?

Yo juraría que el orden mío fue: yo le hice sexo oral a ella mientras yo me tocaba, cuando terminé de hacerle sexo oral ya estaba… Ella empieza a también hacerme sexo oral a mí… Y ese es el orden. Yo sexo oral a ella, ella sexo oral a mí y después la penetración.

¿Y no recuerda si usted fue el primero que llevó a cabo una penetración vaginal?

No, no me acuerdo.

Durante el tiempo en que va ocurriendo esto, usted manifestó también que, efectivamente, sus amigos también habían tenido distintas relaciones con ellas. De lo que usted recuerde, ¿qué tipo de relaciones mantuvieron el resto de sus amigos?

Pues prácticamente igual que la mía, menos lo de sexo oral porque yo fui el único que le hice sexo oral.

¿Recuerda si a todos les practicaron felaciones y si todos le penetraron vaginal o analmente o no?

Penetrar no sé si todos penetramos, pero las felaciones sí.

¿Recuerda si hubo algún momento en que estos actos eran simultáneos, es decir, que algunos de ustedes estaban llevando a cabo una penetración mientras la denunciante estaba haciendo una felación a otro?

Sí, sí, recuerdo que sí. Fue simultáneo, a la vez.

¿En una ocasión o más de una?

Yo juraría que en más de una.

Usted manifestó… ustedes han manifestado, y usted en concreto me refiero, que todo lo que ocurrió allí fue absolutamente consentido…

Totalmente consentido.

¿En algún momento ella manifestó lo que quería hacer, que le hicieran?

La primera manifestación fue la que ella me hizo a mí de “me tienes que demostrar” y ya después pues no me acuerdo si ella dijo… vamos, pero seguramente diría… o se dirigiría hacia uno concretamente que en ese momento ella tuviese ganas.

¿No lo recuerda?

No recuerdo… No lo recuerdo.

¿Recuerda usted su primera declaración, la declaración que prestó en el Juzgado de Instrucción?

Sí.

En esa declaración, creo recordar que usted dijo, en más de una ocasión, que era ella la que en ocasiones decía lo que quería hacer, lo que quería que le hicieran cada uno de ustedes…

Esa declaración fue el 2 de septiembre, a poco del 7 de julio, y ahora ya han pasado 16 meses, no me acuerdo exactamente… Si en la declaración dije eso sería así, porque estaba muchísimo más cercano al 7 de julio de lo que…

Por eso se lo pregunto. En esa declaración que ahora usted dice que no recuerda muy bien si ella hacía algún tipo de indicación, si le decía lo que le gustaría que le hicieran, si le decía lo que quería hacer a cada uno… Ahora no lo recuerda y entiendo lógicamente que no lo recuerde, porque ha pasado el tiempo, le pregunto: ¿recuerda usted haberlo dicho en su declaración inicial, en la del 2 de septiembre, en esa declaración recuerda usted si dijo que ella, en más de una ocasión, era la que dirigía la acción, la que verbalmente les decía lo que quería que le hicieran o no le hicieran y lo que ella les iba a hacer?

Si el 2 de septiembre dije eso, sería así. Ahora ya lo tengo como un poco más nublado, pero sí que es verdad que recuerdo eso.

Usted en principio ratifica esa declaración.

Sí.

Usted dijo también, no sé si lo recuerda, que ella era la que decía lo que quería y que era participativa al cien por cien.

Sí, todos en ese momento hacíamos lo que queríamos.

¿En concreto que ella era participativa lo mantiene?

Si ella, por ejemplo, quería hacerle una felación a uno, una felación a otro o que uno hiciese sexo con ella en plan de hacerlo, pues lo diría y así se haría en su momento.

No es si lo diría, ¿lo dijo o no lo dijo?

Si en la declaración dije que lo dijo, lo diría. Es que ahora ya no me acuerdo mucho.

Entonces, usted en principio lo que manifestó en su momento lo mantiene, en cuanto a ella cien por cien participativa y que además decía lo que quería de forma verbal.

Sí, sí.

…Es lo que usted manifestó. Lo mantiene.

De hecho, recuerdo comentarios como por ejemplo a Escu, que le dijo, perdón por la expresión, que fueron palabras textuales: “Fóllame”.

A Escudero.

A Escudero. A Jesús Escudero. Y se me vienen cosas pero, claro, no…

No, lo que usted recuerde…

Sí, sí.

Es su momento para que pueda decir lo que considere oportuno. Si recuerda otra cosa y quiere decirla, es el momento que tiene usted para hacerlo. Entonces eso, por ejemplo, sí lo recuerda claramente, ¿no?, que le dijo a Jesús Escudero “fóllame” en alguna ocasión.

Sí.

¿Fue inmediatamente después cuando tuvo relación con él o lo desconoce?

No lo ubico.

No lo ubica. ¿Cambió de postura o cambiaron de postura en algún momento?

Yo juraría que sí, que…

Dígame.

Es que no sé cómo decir… La postura no sé cómo decirlo, a cuatro patas, digamos, y sí que cambió de postura, yo le cambié de postura, ella se tumbó, le dije que se tumbase, ella se tumbó, y también boca arriba, también penetré.

O sea, que por su parte hubo, al menos… No sé si ¿eso fue seguido o fue…?

Es que no me acuerdo exactamente si la penetré, me fui a masturbarme, me hizo sexo oral… Eso pasó. Y después no me acuerdo exactamente si en una de esas veces, de las que estaba en la postura que le he dicho antes, la cambió. No sé ubicar eso.

Sé que es complicado. Lo que le pregunto es si recuerda si… Inicialmente, usted sí recuerda que la posición era agachada…

Una, una…

Agachada, la posición del perrito para que nos aclaremos…

Perdón, la del perrito.

Sí, porque si no no nos vamos a entender. En esa posición, usted recuerda que hubo una penetración vaginal.

Sí, en la del perrito hubo una penetración… estaba… sí, en la del perrito. Y luego le digo que se tumbe.

¿Inmediatamente después? Quiero decir, ¿a continuación?

A continuación.

…¿O es en otro momento distinto?

No, en ese momento, a continuación.

A continuación. En los últimos vídeos, que son muy cortitos, no sé si lo recuerda usted, que son de muy escasos segundos, 0,3, 0,2 segundos, los últimos que vimos, ella sí está en decúbito supino. Es decir, ella está hacia arriba y, aparentemente, está usted con el señor Ángel Boza. En ese momento, y en esa posición, ¿hubo una penetración o no?

Bufff… No me acuerdo.

¿Usted recuerda más de una o sólo una?

Yo recuerdo más de una.

Más de una.

Más de una.

¿En distintos momentos?

Sí.

Sé que es afinar mucho, pero se lo tengo que preguntar: esa más de una penetración, ¿puede determinar o puede recordar si fue al principio, cuando se inició, en medio o al final, o no puede precisarlo?

No puedo precisarlo.

Ha dicho… Le he preguntado antes por lo que declaró en el Juzgado de Instrucción, ¿usted recuerda, recuerda eh, haber hablado con ella en algún momento mientras estaban manteniendo relaciones sexuales, no digo cuando usted la está penetrando, sino en general, cuando están en esa situación, hablan en algún momento?

No lo recuerdo.

Por ejemplo, ¿ustedes le preguntan si está disfrutando, si le está gustando, si está a gusto?

No lo recuerdo.

¿A usted en algún momento le pareció… me da la impresión por lo que ha dicho, si no me corrige y le pido disculpas anticipadamente, que usted tiene bastante experiencia sexual?

Bastante experiencia tampoco [risas]

Bueno, digamos que dentro de los parámetros normales. Vamos a dejarlo ahí. ¿A usted la actitud de ella le pareció participativa, que había una clara interactuación entre ustedes o le pareció que era una actitud muy pasiva?

Participativa… participativa.

En cuanto…

En cuanto a “me tienes que demostrar lo del cinturón”, en cuanto a le levantó la camiseta a Alfonso y me beso con él, en cuanto a le dice a Jesús Escudero “fóllame”, en cuanto a decido a quién le hago la felación… Participativa en ese sentido.

Le pregunto porque… Bueno, hemos escuchado a todos obviamente e incluso en algunas de las valoraciones realizadas por terceras persona, aparenta una cierta pasividad.

En lo que es el hecho en sí de ella hacerlo puede que sea pasiva, pero en lo que le acabo de relatar la consideré una persona activa.

Por ejemplo, en esa posición en que ella está con los ojos cerrados, cuando están manteniendo relaciones ustedes, o alguno de ustedes, usted o sus compañeros con ella, esa posición que aparentemente ni les mira ni habla con ustedes, a usted… ¿ni se fijó o no le sorprendió o le pareció normal…?

Yo, por ejemplo, cuando hago sexo oral, yo normalmente cierro los ojos, y el que cierre los ojos no significa que no esté activo, porque soy yo el que estoy haciendo el sexo oral. No me pareció extraño que tuviese los ojos cerrados cuando lo está haciendo.

¿Y en otras posiciones en que se encontraba, por ejemplo cuando estaba hacia atrás, que también permanece con los ojos cerrados?

No lo recuerdo si todo el tiempo estuvo con los ojos cerrados. Yo juraría que no. Todo el tiempo no está con los ojos cerrados.

Desde su punto de vista, su actitud no fue pasiva sino que fue participativa.

Participativa en lo que ya le he dicho.

Le vuelvo a preguntar, ¿en algún momento durante esa situación, recuerda usted por ejemplo que alguien le preguntara “¿oye, estás a gusto, estás disfrutando, lo estás pasando bien o estás un poco agobiada o… ?”?

No lo recuerdo.

Durante todo el momento que se produce esta situación, que no llega a 20 minutos, más o menos unos 18 minutos aproximadamente, que ustedes están allá, ¿no hubo ninguna señal de queja que ustedes apreciaran?

En ningún momento.

¿No le pareció a usted en ningún momento que el cogerla de la cabeza, dirigirla hacia el pene de uno o de otro podía… ?

Cuando yo le hago sexo oral a ella, ella también me está tocando la cabeza e inclinándome hacia sus partes, no me siento incómodo, por lo tanto comprendo que le agarren de la cabeza o no tampoco tiene por qué hacer sentir incómoda. A mí no me hace sentir incómodo cuando me tocan la cabeza cuando estoy haciendo sexo oral.

¿En todo momento permanecieron ustedes cinco en el cubículo al que estamos haciendo referencia?

Pues supongo que sí.

No se fue nadie antes. Quiero decir, entraron todos a la vez y se fueron todos a la vez…

Nos fuimos escalonados. Tal y como fuimos eyaculando pues nos fuimos.

O sea, ¿no se esperan unos a otros, uno termina y se va, y el otro termina y se va?

Sí.

¿Pero terminaron prácticamente a la vez, no?

Pues no sé la franja de… Si cinco minutos, si seis, si cuatro, si tres. Pero por ahí tiene que estar la cosa.

¿Usted cuando se va recuerda si habían salido ya todos, si estaban algunos…?

No lo recuerdo. No lo recuerdo.

…¿Dónde se reúnen?

Fuera, en el portal. En la calle.

En la calle.

Sí.

O sea, que ya van saliendo y se van juntando todo el grupo y luego ya se desplazan.

Sí.

Antes de terminar, antes de terminar ustedes me refiero, antes de terminar ustedes, sí que parece ser que se practicó otra… Bueno, otro tipo de acto sexual, ¿recuerda usted?. Me refiero al beso negro, ¿cómo fue eso?

Sí. No fue justo cuando terminó. Ella me hizo el beso negro a mí y justo después yo, no sé cómo decirlo… Lo voy a decir con mis palabras y pido perdón de antemano, le toqué el clítoris, le masajeé el clítoris, no sé cómo decirlo, pero… Después del beso negro a mí ella, yo le hice eso.

¿Antes se lo había hecho a Alfonso o fue después?

El beso negro primero se lo hace a Alfonso, luego me lo hace a mí y yo termino masajeándole el clítoris, con perdón de la expresión si está mal dicha.

Eso ocurre al final, ¿lo recuerda usted o no?

Eso no sé si ocurre a cinco minutos del final, a diez minutos del final… No lo recuerdo. Pero sí que me acuerdo que después de masajearle el clítoris, me fui a masturbarme y yo acabé ahí. En el momento de que yo estoy un poco retirado… Es que, ya le digo, no sé si estoy en el habitáculo o estuve un metro más para el lado… no me acuerdo exactamente donde fue, pero sí que es verdad que una vez que hago eso, me pongo un poco apartado, me masturbo y…

Por las franjas horarias que estamos manejando con los vídeos, ustedes, esto, la foto del beso negro, ocurre a las 03.26.03. Ustedes a las 03.27 están en la calle. Aun así, ¿hizo todo lo que me está diciendo, en un minuto?

Sí, sería… ya le he dicho, que no recuerdo si cinco, si diez, si un minuto. Después de eso me masturbé.

Usted eyaculó dentro del portal.

Sí.

¿Recuerda en qué parte?

No, no lo recuerdo.

¿No recuerda haber eyaculado, si no dentro, sí cerca de la denunciante?

No.

Ha escuchado usted que había semen suyo…

Sí, sí.

…en las bragas de la denunciante.

Pues… antes de llover chispea. No me daría cuenta si en uno de esos momentos se me fue un poco, pero, vamos, yo acabé solo masturbándome. Eso sí que lo recuerdo cien por cien. No sé si antes, como estaba excitado, obviamente, se me escapó un poco.

Explíqueme lo de la grabación del móvil, ¿Cómo fue eso, cómo se decide a grabar?

El móvil lo saca Antonio y comienza a grabar.

¿Cuándo fue?

Pues no lo recuerdo. No lo ubico.

¿Recuerda si fue al principio, bastante más avanzada la relación entre ustedes, al final?

Yo juraría que fue al principio, pero no al principio, al principio del todo. Ya llevaríamos no sé si… Es que no recuerdo el tiempo, si un minuto, dos minutos… No lo recuerdo exacto, de cuándo empezó a sacar el móvil y empezó a grabar.

O sea, llevaban ustedes algún tiempo dentro.

Yo juraría que sí, pero es que no se lo pongo en pie, si un minuto, dos, diez…

Las grabaciones, ¿se hicieron con la luz encendida?

La luz encendida del portal, sí.

¿A ella le dijeron en algún momento que estaban grabando?

Pues no lo recuerdo, pero, vamos, era evidente.

No recuerda habérselo dicho.

No lo recuerdo.

Ni que hiciera ningún comentario respecto a la grabación. Ni para bien ni para mal. Me refiero, ningún comentario…

Sí, sí, no lo recuerdo.

Ni les dijo “no me grabéis” ni les dijo “luego me la pasáis”.

No.

¿Usted sí tiene conocimiento de que estaban grabando?

Sí.

¿Recuerda, además, si usted hizo algún gesto a la cámara?

Loading...

Pues por lo que he visto aquí, sí que hice gestos a la cámara.

La foto, ¿la pidió usted?

Sí.

¿Para qué querían ustedes esa grabación?

Pues para uso personal. Eso se lo tiene que preguntar usted a Antonio, que es el que grabó.

Bueno, ustedes estaban todos sabiendo… Al menos usted ha dicho que sabía que estaba grabando. ¿A usted no le sorprendió que le grabara?

No.

¿Es también una situación habitual, que suele… o que ha pasado en alguna otra ocasión..?

En ese momento no me sorprendió.

¿No le sorprendió porque alguna vez lo habían hecho previamente o porque le parece algo normal?

Me pareció algo normal.

¿Ustedes en alguna ocasión habían grabado esto o no, habían grabado sus relaciones… No entro a calificar, me refiero a cualquier tipo de relación grupal que ustedes habían tenido, habían hecho alguna grabación o esta era la primera vez que grababan?

Como relaciones sexuales tales sí que era la primera vez o la se… Es que no me acuerdo, cómo decirle, si la teníamos ya grabada o no, si habíamos hecho más grabaciones antes.

¿No recuerda si habían hecho más grabaciones en grupo de ustedes?

No. Jesús Escudero sí que tiene ese tipo de grabaciones y sí que hacer esas cosas.

No, pero yo me refiero a usted en concreto, ¿que usted recuerde…?

Alguna, alguna que otra recuerdo tener.

¿Pero en grupo con ellos o con otras personas?

Con otras personas, no con ellos, con otras personas.

Entonces, a usted no le sorprendió en absoluto que eso se grabara.

No.

Le pareció una práctica normal.

Sí.

Y dice usted que no sabe para qué, que la grabaron pero que no sabe para qué.

Para uso personal supongo.

¿Qué pensaban, verlas ustedes?

Pues sí.

¿Usted no pensaba compartir esas imágenes?

No.

¿A ella le dijeron que tenían… si no se dio cuenta. Vamos a suponer que ella no se percató de la existencia de esa grabación, le dijeron cuando terminaron “oye, hemos sacado unas imágenes, si quieres te las pasamos”?

No lo recuerdo.

Usted no llegó a tener esas imágenes, ¿no?, en su teléfono.

Nunca.

Pero sí hizo algún comentario respecto a esas imágenes. ¿Nos puede decir qué es lo que usted dijo y a quién?

El comentario fue, yo juraría que al grupo de La Manada, y dije: “Hemos follado los cinco, hay vídeo”.

¿Y por qué dijo lo del vídeo?

En su momento yo pensé de que Antonio estaría dispuesto a pasarlo o mínimo a enseñarlo. Y Antonio, cuando yo le dije: “El vídeo hay que enseñarlo”, me dijo: “El vídeo está en mi móvil y de mi móvil no va a salir el vídeo y posiblemente no lo enseñe”. Me anticipé a Antonio, creyendo que él podría querer enseñarlo y él después me dijo que no.

En ese chat al que usted lo manda, el primero de ellos, La Manada, no sólo forman parte ustedes… salvo don Ángel Boza, que no forma parte de ese grupo, hay más personas.

Hay tres personas más.

Y usted pensó inicialmente que sí que se iba a compartir.

Una cosa compartir y otra es enseñar.

Bueno, enseñar.

…Pasar el vídeo, no; enseñarlo puede.

¿Y por qué iban a enseñar ese vídeo?

Tampoco lo veía mal, como una parte de la fiesta más.

O sea, a usted le parecía que eso no tenía ningún problema, el enseñar unas imágenes de carácter sexual a terceras personas, con otra persona que en principio no les ha dicho si está de acuerdo o no, ¿les parecía normal?

Sí.

¿Recuerda usted las palabras textuales que puso o no las recuerda?

Sí, sí, las he dicho antes: “Hemos follado los cinco, hay vídeos”.

En concreto, en el chat La Manada, usted pone: “Follándonos a una los cinco…

Sí, sí.

…Todo lo que cuente es poco, puta pasada de viaje. Hay vídeo”.

Sí, sí, es verdad, es verdad, tiene usted razón.

Al otro… no solamente mandó a este chat., mandó también mensajes a otro chat.

Yo ese es el que recuerdo. El otro chat sí que es verdad que si pasé algo sería verdad, pero no lo recuerdo.

Usted forma parte del Disfrutones SFC…

Sí, sí.

…Imagino que del Sevilla Futbol club, ¿no?

Sí.

Sí que forma parte de ese chat.

Sí.

¿Usted no recuerda haber enviado un mensaje a ese chat?

No lo recuerdo. Le podría decir “sí lo recuerdo” porque lo he visto otras veces en televisión y lo he visto incluso aquí, y sinceramente no recuerdo haber mandado ese mensaje en ese momento. No sé si es que era la misma hora que mande… Me acuerdo perfectamente de encender el móvil, mandar ese mensaje y no me acuerdo del otro.

¿Es posible… me refiero a que las palabras sean suyas, yo se lo voy a leer: “Follándonos los cinco a una, puto desfase, del Atlético de Madrid era, jaja”?

Pues puede ser.

Por su forma de expresarse, ¿puede ser o no?

Puede ser. Concuerda con mi forma de expresarme.

¿Como terminó la relación con ella? Me refiero, ¿cómo se fueron del lugar?

Pues yo ya le he dicho, una vez que terminé, me vestí, cogí mi ropa y me fui.

No sé, porque usted me ha dicho que no sabe en qué orden salieron…

No recuerdo…

Usted no recuerda si era el último, no puede recordarlo.

El último yo juraría que no fui, no me acuerdo, pero yo juraría que no, que no fui el último.

¿Recuerda usted, cuando entraron al portal, que la denunciante llevaba una riñonera?

Sí.

¿Recuerda dónde estaba la riñonera o no?

No me acuerdo de si ella llevaba una riñonera o no. Le he dicho, no soy detallista en el sentido de quedarme… No soy una persona muy observadora. No me acuerdo si llevaba una riñonera o no.

Bueno, cuando estaban en el lugar, que el lugar es de tres metros cuadrados, quiero decir que tampoco es esta sala, ¿usted vio alguna riñonera en el suelo?

Bufff. No podría decirle, no le podría decir, no me acuerdo.

Usted manifestó que no sabía nada de lo que había ocurrido con el teléfono móvil de la denunciante.

Sí.

¿Sigue manteniendo lo mismo?

En su momento no sabía nada y me enteré más tarde de lo que había pasado con el teléfono.

¿Y de qué se enteró?

De que le habíamos cogido el teléfono, de que uno de nosotros le había cogido el teléfono a la chica. En su momento en la comisaría nos dijeron que estábamos, aparte de la agresión sexual, por un robo con violencia y.. “¿cómo?”. No sabíamos en ese momento absolutamente nada ninguno de los cinco dijo nada. Estábamos “imposible, imposible”, nadie… que no, que no nos hacía falta que no lo hemos hecho… Y ya después me enteré, ya una vez en prisión, no me acuerdo exactamente a que altura de la detención fue, pero sí que es verdad que me enteré de que uno de nosotros le habíamos cogido el teléfono.

¿Quién lo habia cogido?

A.M.G.

¿A.M.G.?

Sí.

Y usted ni lo vio…

En su momento no.

… Ni tampoco le dijo nada ni les dijo nada a ustedes cuando salían del lugar.

En su momento se calló.

Se calló. ¿y le contó a usted por qué había cogido el teléfono?

No.

¿No han hablado de ese tema?

No.

O sea, que usted ni le vio coger el teléfono, ni le vio arrojar la funda y sacar la tarjeta de memoria y la tarjeta sim y arrojarlas por el pasillo.

Eso no lo vi.

Ni tampoco comentó nada en ese momento.

Él no comentó nada.

De acuerdo. Cuando salen del portal, ¿usted recuerda cómo estaba la denunciante?

Puff, pues dentro.

Sí, dentro obviamente, pero me refiero a cómo estaba, ¿estaba ya vestida, desnuda, hablan con ella?

Yo cuando salgo.. pues… no recuerdo cómo estaba ella. Si se estaba vistiendo en ese momento, si estaba aún desnuda… No lo recuerdo.

Le preguntó usted, por ejemplo “oye, qué tal, has estado bien, te lo has pasado bien…”.

No le pregunté.

¿Por algún motivo en concreto?

No, ningún motivo en concreto, no le pregunté.

Usted tiene, creo que me lo dijo y si no me corrige… ¿usted cree que lo pasaron bien, todos?

Sí.

¿Todos?

Todos.

¿Se intercambiaron teléfonos?

No.

¿Se dieron algún dato para ponerse en contacto…?

El dato que teníamos antes de ella de que la conocimos, pero, vamos, no tenemos ningún dato…

Quiero decir, ustedes se encuentran se lo pasan fenomenal, una noche en el portal, van a seguir en Pamplona, puede que alguna vez vaya a Madrid… O sea, ¿no tienen ningún interés en saber más de ella…?

Vamos a seguir en Pamplona.

…Ni en contactar con ella.

No. Vamos a seguir en Pamplona nosotros de vacaciones, pero no contábamos con ella. Estábamos nosotros y…

¿Y por qué ni siquiera quedaron con ella… no sé, para charlar un poco, esperarla a salir del portal o…?

Pues no lo sé.

O sea, ustedes terminaron y se fueron.

Sí.

Y ya está.

Y ya está.

Cuando salieron del portal, que dice que no recuerda cómo se quedó ella, ¿qué hicieron?

Pues después de salir del portal… nos fuimos… Volvemos a lo mismo de antes, no sé decirle las calles, no sé decirle si ancha o estrecha, pero sí que es verdad que nos fuimos…. Yo juraría que volvimos como al sitio de inicio, a la plaza del Castillo, porque es donde más fiestas había. Si que recuerdo encontrarme con más chicas, seguir el tonteo ese, también recuerdo a Jesus decir: “Esperarse, esperarse, voy a comprar, voy a comprarme un bocadillo, voy a comprarme un bocadillo que tengo hambre”…

Cuando salieron del portal y dieron la vuelta a la esquina, y vuelen a ir por la calle donde está el monumento al encierro, cuando salen de allí, usted dijo que había como un millón de personas, que había muchísima gente por allí.

Había gente. Cuando nosotros…

¿Sigue manteniendo lo mismo?

Había gente. Cuando nosotros estábamos pasando, había gente. No eran un millón de personas, pero… soy muy exagerado quizás, pero había gente.

Nada más dar la vuelta a la esquina, ¿ustedes se encontraron con mucha gente?

Pues no lo recuerdo.

Una vez que se despiden, creo que usted, junto con don Ángel y…

Y don Jesús.

…Don Jesús Escudero se fueron a dormir, ¿no?

Sí.

Fueron primero a un hotel, ¿recuerda o no?

Sí.

Entraron allí…

Intentamos… No teníamos… Sabíamos ya que los hoteles eran bastante caros, no teníamos tampoco muchísimo dinero y la verdad es que pues los mismos pasillos o lo que sea nos valían para dormir en un sitio en cubierto.

¿Fueron a uno o a dos hoteles con esa intención?

Pues la verdad es que no sé decirle si uno o si dos. Sí que es verdad que lo intentamos. No me acuerdo yo si uno si dos. Si fueron dos, de dos nos echaron, si fue uno, de uno nos echaron y nos dijeron que no podíamos estar allí.

O sea, ustedes pensaban, lo voy a decir así coloquialmente, colarse en el hotel a dormir.

Sí.

Lo que pasa es que los localizaron y buscaron un portal.

Sí.

Ya vamos a saltar un poquito, porque ya han contado ustedes… Al parecer don Ángel se fue antes del portal, ¿no?

Estábamos, estábamos los tres para dormir. Yo juraría que Escu ya estaba casi que dormido. Yo sí que me costó un poco más. Y Ángel en ese momento dijo: “Me voy, yo no puedo dormir, me voy a ir, voy a seguir, voy a buscar a A. y a Alfonso”. Digo: “Pues vale, pues nosotros cuando nos suene la alarma, nos podremos en contacto con ustedes y iremos a donde sea”.

¿Hablaron por teléfono?

No, no, no, por teléfono no. En ese momento, estábamos los tres metidos en un portal, en una esquinita durmiendo, y en ese momento es cuando Ángel dice eso.

No, me refiero si, para quedar con los otros dos que se habían ido por ahí, ¿hablaron después a la mañana, se llamaron por teléfono o no?

Hombre yo, yo, la verdad es que no lo recuerdo pero yo juraría, por sentido común, de que tendríamos que hablar con ellos casi que por fuerza porque si no sería imposible localizarnos. Pero tampoco… no lo recuerdo, vamos.

De acuerdo. Reláteme qué ocurrió en la plaza de toros.

En la plaza de toros, pues estábamos corriendo el encierro tan normal y, de repente, no le pongo en pie si es policía municipal si es policía foral, nacional… No lo recuerdo, pero se nos acercaron y nos agarraron y nos llevaron…

¿Iban vestidos con un uniforme rojo?

Sí, sí, con nuestros pañuelos, nuestras camisetas…

Entonces era Policía Foral.

Ay, yo digo nosotros. Los policías…

No, le estoy hablando de la Policía.

Ellos no lo recuerdo si iban de rojo. Supongo que sería la Policía Foral.

Vale. Entonces, se acercan a ustedes ¿y qué ocurre?

Que eso, que estamos apartados… Nosotros nos creíamos porque… hay muchas personas que son imprudentes, en el sentido de correr delante del toro, de ponerse delante… Y es verdad que hay mucha gente que se lo recrimina y lo sacan de la plaza. Nosotros nos creemos que era por cualquier cosa de esa, pero a mí me extraño porque no hicimos ninguna imprudencia de esa. Y si que nos apartaron y nos dijeron… Yo cuando me cogieron a mí, cogieron a Ángel… El orden no me acuerdo exactamente cuál fue, pero yo juraría que fui yo primero casi que seguro. Angel, Anto, Alfonso… y nos metieron en un sitio aparte y ahí nos comunicaron de que estábamos por otra cosa que lo que creíamos nosotros.

Bueno, voy por partes. En el sitio ese aparte que le meten a los cuatro. ¿Recuerda si es exactamente el sitio por el que ustedes accediera a la plaza, que es lo que llamamos el callejón de la plaza?

El callejón. Yo juraría que yo entré por la plaza corriendo y… no, yo juraría que no. Es que no me acuerdo.

Están ya los cuatro.

Sí, falta Jesús.

¿Qué les dice la Policía?

La policía nos dice que estamos, que estamos, que nos habían puesto como una denuncia o una cosa de esas, una agresión sexual… es que no sé, tengo como un recuerdo confuso… no sé si en el momento me lo dice la Policía o después Anto es el que se acerca y nos dice “quillo, es una agresión sexual lo que están diciendo que…” No me acuerdo.

¿Usted recuerda si les separaron o si se separaron ustedes tres, si se quedaron el señor Cabezuela, el señor Boza y usted y el señor G. se apartó un poquito para hablar con los agentes?

Sí.

Eso es verdad.

Eso sí es verdad.

Después se volvieron a reagrupar los cuatro.

Después se volvieron a reagrupar.

Ya ha dicho que lo tiene confuso, entonces no voy a insistir, ¿qué les pide la Policía en ese momento?

Pues que nos levantemos las camisetas y se pusieron a hacernos fotos.

Ustedes se identificaron.

Sí, claro. Sin ningún problema.

No tuvieron ninguna objeción en seguir las indicaciones…

Me pareció raro que me dijeran “levántese la camiseta” o… pero en ese momento lo hice.

¿Les dijeron ustedes que habían estado con una chica esa noche de forma voluntaria?

Sí.

¿En ese momento?

Pufff. En ese momento no lo recuerdo.

¿Les dijeron ustedes que tenían grabaciones en ese momento?

  1. sí que nos dijo que él le había dicho al Policía Foral que tenía grabaciones, en ese mismo momento, en la plaza.

En la plaza de toros. No se llegaron a entregar los teléfonos en la plaza de toros.

En ese momento no.

¿A ustedes les pidieron, la Policía, que les entregara los teléfonos?

Yo jurarían que la policía no nos dijo… En ese momento, en la plaza, no nos dijo “entregadnos los teléfonos”.

¿Cómo termina eso, qué pasa, qué les dice la Policía?

Nos cogen, nos cogen el DNI, nos hacen fotos y nos dejan irnos y nos vamos.

¿Y a dónde se van ustedes?

Nos vamos fuera de la plaza, donde nos encontramos con Escu.

¿No se quedaron un poco en la suelta de vaquillas y eso?

Es que yo juraría que nos invitaron a irnos. O sea que nos dijeron que…

O sea, que les dijeron que se fueran ya.

Sí.

¿No les dijeron nada… ninguna restricción, sino que ya podían irse?

Sí.

Se encuentran entonces con el señor Escudero.

Sí.

¿Quedaron por teléfono porque él estaba en otro sitio o…?

Quedaríamos por teléfono.

¿Y cómo fueron ustedes hasta el coche? El coche ya sé que usted no sabía muy bien dónde estaba, pero que parece claro que estaba en el barrio de San Jorge…

San Jorge, por lo que he escuchado…

¿Cómo llegaron hasta ahí?

Sí, cogemos un autobús. Y nos vamos. Cogemos un autobús…

¿Dónde cogieron ese autobús?

Pues no lo sé, pero era un sitio donde había bastante ajetreo. Cogimos el autobús y nos fuimos a San Jorge.

¿Pero recuerda si era cerca de la plaza de toros, lejos?

No, muy lejos no estaba. Yo lo que recuerdo tampoco anduvimos mucho para coger el autobús.

Y de camino al coche, ¿qué se plantea ustedes, hablan entre ustedes?

La verdad es que era como una pasada, como perplejos… Bueno, Escudero que se lo decimos más tarde, a nosotros nos lo comunica la policía foral, Escudero no se lo creía. “Quillo, imposible”. Nosotros somos mucho de bromas… y yo: “Escu, que es verdad, que no te vamos a bromear con esto, que nos ha dicho la Policía que tenemos una denuncia, una agresión sexual… Es verdad, que en su momento…

Pero ustedes, disculpe, ¿a ustedes les dijeron que ustedes tenían una denuncia o dijeron que estaban buscando a alguien…?

Eso, que estaban buscando o que teníamos una denuncia interpuesta o que…

Es que el matiz es importante, por eso le digo, ¿a ustedes les dijeron que estaban denunciados ustedes?

El matiz es importante, pero no lo recuerdo exactamente. Sí que es verdad que A. nos dijo que… no sé, que eso, que estábamos… es que no me acuerdo, si una denuncia o que nos estaban buscando por algo de eso.

¿No le sorprendió a usted que, estando denunciados, le pregunto, no le detuvieran?

Sí. Por eso en ese momento también pensábamos “bueno, se habrán confundido”, que Sanfermines viene un montón de gente, también un montón de gente de Sevilla, del sur, y que estábamos pensando de que tenía que ser un error, de que no podíamos ser nosotros.

Cuando llegan al vehículo, después de encontrarse con el señor Escudero.

Sí.

¿Ven ustedes si está allí la Policía o no?

Pues no recuerdo si allí ya estaba la Policía o…. o llegamos nosotros y no había nadie… No lo recuerdo.

Bueno, de todas maneras usted sí que recuerda que allí se volvieron a encontrar…

Sí, ahí nos volvimos a encontrar con la Policía después de… Ellos ahí es donde nos detienen.

¿Eran los mismos agentes, recuerda usted, que les habían intervenido en la plaza o no?

No lo recuerdo.

¿Recuerda si iban de rojo, para ser más fácil poder identificarlos?

Yo juraría que era la Policía Foral la primera que se encuentra con nosotros.

¿Qué les dicen esos agentes de Policía Foral?

Pues, yo creo que ahí también nos hacen fotos y… no sé lo que hablan entre ellos, que eso, que nos siguen retenidos ahí.

¿Les dijeron ellos que les iban a detener?

En primer lugar yo juraría que no.

¿Les dijeron de nuevo ustedes lo de “tenemos las grabaciones” o … en ese momento se habló de eso o no?

En ese momento sí que estábamos ya un poco más nerviosos, por lo que estábamos viendo allí, y sí que, no me acuerdo si directamente a los policías forales o a Anto diciéndole “enseña el vídeo, tenemos vídeo”. No me acuerdo exactamente si nos dirigíamos a la policía o nos estábamos hablando entre nosotros.

O sea, no sabe si su amigo, don A., le dijo directamente a la policía: “Oye, que tenemos unos vídeos…”

  1. sí se lo… En la misma plaza de toros, A. les dijo que teníamos, que tenía un vídeo…

Vale. Allí, en el coche, ¿recuerda si se lo dijo o no?

Pues no sé, no sé si volvió a hacer hincapié en que teníamos vídeo.

Finalmente, a ustedes los detienen en ese mismo momento, ¿no?, por otros cuantos policías, en este caso Policía Municipal de Pamplona.

Municipal, pues sí.

¿Usted autorizó que se visionaria su teléfono, en dependencias policiales?

En ese momento, para los hechos concretos, dije que sí, que no tenía nada que ocultar y que me mirasen del 7 de julio, el 6 de julio, pues sí.

¿Usted dijo el 6 de julio y el 7 de julio, o dijo que no tenía inconveniente en que se mirasen sus teléfonos?

Es que, la conversación previa de la Policía es que te van a mirar lo que son las fiestas. Claro, después ellos miran lo que a ellos le interesa y lo que ellos quieren. Sí que es verdad que a lo mejor no te dicen exactamente… pero sí que te hacen entender de que te van a mirar el móvil en las fiestas.

Estaba el letrado presente.

Pues sí, estaría el letrado presente.

Vale. Usted, después, el día…

Perdón, no sé si yo en eso de que ellos te dejan entrever de que te van a mirar sólo, sólo esos días, estaba el abogado presente. El abogado está presente cuando nos piden el permiso.

Vale. Después sí que comparecieron en el Juzgado de Instrucción, ante el juez. Ese día, recuerda usted que se acogieron a su derecho a no declarar, están en su perfecto derecho, evidentemente, pero sí se les preguntó respecto de la autorización de los teléfonos, perdón, del análisis del contenido de los teléfonos. ¿Recuerda usted si dio la autorización en presencia del señor, del ilustrísimo señor magistrado de Instrucción 4 y en presencia del letrado?

Pues daríamos los permisos, claro, sí, yo no tenía ningún problema en ese momento de que me mirasen el teléfono, pero, claro, con la previa conversación de ellos dejarte ver de que te van a mirar el móvil por las fiestas, por si tienes algo más.

Eso ocurrió en Policía. En el Juzgado, ¿también hicieron alguna manifestación al respecto o se les hizo alguna manifestación al respecto?

No lo recuerdo yo si en el Juzgado fuimos con el sí en la cabeza.

¿Usted tenía algún problema en que se le vieran más cosas de su teléfono, aparte del día 6 y 7, me refiero?

Hombre, si me van ustedes a mirar, por un hecho delictivo, el 6 y 7, y yo puedo esclarecer con imágenes o con cosas que pueda aportar, sí. Si ustedes van a ir a ver, indagar en mi vida privada, no tienen ningún tipo de derecho, de mirarme el móvil como lo han hecho.

O sea, que a usted en principio sí que le molestaría.

En ese momento es que yo no sabía lo de que me iban a mirar el móvil, es que no lo sabía.

Una última cosa por terminar, que estoy viendo que contestó usted a las preguntas de la señora letrada que le representaba a usted, creo, en esas fechas, cuando prestó declaración. Usted ha dicho o manifestó en su momento, y le pregunto si está de acuerdo, que durante todo el tiempo en que se practicaron las relaciones usted apreció gestos de placer, morbosos, de complicidad y de querer seguir haciéndolo.

Eso sí.

¿Eso es verdad?

De gemidos, de.. eso sí.

¿Usted identifica los gemidos únicamente con placer?

Sí.

De acuerdo. Pues ninguna pregunta más, señorías.

Interrogatorio de Miguel Ángel MoránAbogado de la denunciante

-Sí, con la venia de la sala. Vamos a ver, ¿fue usted quien entró en el portal de la calle Paulino Caballero?

Sí.

¿Eligió usted el sitio, el habitáculo donde luego se…? [Presidente tribunal: Señor letrado, ¿puede hablar un poquito más alto?] Vale, vale. ¿Eligió usted el habitáculo donde luego se realizan las relaciones? Fue usted, usted, mismo. No pregunto a los demás, sino que usted mismo abrió…

Estábamos ya todos con todo en la cabeza de dónde nos venga es lo que hacemos y en ese momento vi la oportunidad y me adelanté yo como se podía haber adelantado cualquier otro, pero me adelanté yo.

No, no, no me refiero a la entrada al portal, sino al habitáculo donde se realizan, donde tienen ustedes las relaciones.

Ah. Pues de eso no me acuerdo.

¿No recuerda si fue usted?

No, no, no lo recuerdo.

A preguntas del ministerio público, ha dicho y ha mantenido que la chica disfrutó con ustedes. Sin embargo, usted ha visto las imágenes, ustedes sí posan cuando están… usted concretamente está realizando una penetración y está posando a la cámara del teléfono. Ella siempre permanece con los ojos cerrados, ¿eso no le dice a usted nada?

No.

No le dice nada. Y una última cuestión. Usted dice que suele tener relaciones sexuales, incluso esporádicas, compartidas, es decir, en grupo, grupales. ¿Nunca utiliza preservativos cuando las realiza?

Es un error por mi parte, pero en mi vida normal no suelo usar preservativo, no, nunca, no lo suelo usar.

Pues ninguna pregunta más.

Interrogatorio de Carlos BacaicoaAbogado de la denunciante.

Con la venia. Entonces, en este caso, tampoco usaron preservativo.

No.

Durante el trayecto que hicieron ustedes por las calles de Pamplona hasta que llegaron a Paulino Caballero, al portal de Paulino Caballero, ¿hablaron los cinco con ella?

Sí.

¿Los cinco?

Vamos, yo juraría que sí.

En algún momento, una vez que ya están en el portal de Paulino Caballero manteniendo relaciones sexuales, usted le cogió a la chica por la cara, presionándole la cara?

No.

Ustedes, según manifiesta, se portaron con ella, pues todo fue consentido, se portaron correctamente con ella.

Siempre.

¿Por qué cree usted que ella les ha denunciado?

Pues no lo sé.

No lo sabe. Declaró usted en su momento que quizás porque la habían dejado tirada en el portal, no se despidieron de ella correctamente….

Puede ser que sea la sensación que tuviese ese día.

Respecto al whatsapp que usted envió, que ha referido antes el ministerio público, termina el whatasapp diciendo: “Del Atlético de Madrid era, jajaja”. ¿Por qué le hacía a usted tanta gracia esto?

Un dato, un dato más.

¿Un dato sin más?

Sí.

Cuando usted comenta “tenemos vídeo”, ¿por qué lo dijo, por si alguno del grupo de WhatsApp no se lo creía lo que habían dicho ustedes? [Interrumpe Agustín Martínez Becerra, abogado de José Ángel Prenda: “Con la venia, señoría, ha respondido a esa pregunta ya” Presidente del tribunal: “Yo dirijo el interrogatorio”. Conteste]

Tal y como se lo he contado a la señora fiscal.

¿Qué le ha contado, perdone, qué le ha contado?

Que podía yo entender que a lo mejor A. quisiera enseñar el vídeo, no pasarlo.

Ya, pero, ¿por si alguno de sus compañeros no les creía que habían estado con…. claro, es que no todos los días pasa esto, estar cinco con una… [Interviene Martínez Becerra: “Señoría, señoría, son suposiciones….”] Continúa Bacaicoa: Vamos a ver, cuando ustedes van a la calle Paulino Caballero, al portal de Paulino Caballero… Me voy a centrar ahora en los aledaños, 100-150 metros, 200 metros del portal. ¿Es cierto que había muy poca gente en esa zona?

¿Poca gente? Pues no, no lo recuerdo. Yo juraría que había gente y que nosotros en casi que todo el camino nos encontramos con gente.

¿Pero mucha gente?

No sabría decirlo. Es una apreciación personal, si mucha, poca, no lo recuerdo.

Ya. Y dotaciones policiales, ¿vieron alguna?

Pues nos cruzaríamos. Pero no lo sé. Exactamente decirle sí sería… no lo recuerdo muy bien.

Y cuando abandonaron el portal de la calle Paulino Caballero, ¿había también poca gente en la calle?

Pues más o menos. Yo no he dicho poca, había gente, no sé si mucha, poca…

¿Menos que antes?

No lo recuerdo.

No lo recuerda. ¿Vieron ustedes alguna dotación de la policía, policial?

Pues tampoco lo recuerdo.

No lo recuerda. Vamos a ver, cuando estaban ustedes en el barrio de San Jorge, cuando estaban con la Policía Foral… Llegan ustedes la coche y se encuentran a la Policía Foral, ¿recuerda usted que se acercó al señor Guerrero Escudero y le dijo: “Ya sabemos todos por qué estamos aquí”?

Pues se lo diría.

¿Recuerda usted que el señor Guerrero le contestó: “Es una movida que te llegue una carta a casa y más en esos términos”?

Sí, sí. La conversación en ese momento sí que recuerdo, aparte de perplejidad, de ya una vez conscientes por lo que te están denunciando o por lo que te están investigando digamos, sí que es… Claro, que fuimos conscientes y dijimos: “Madre mía”.

Ya. ¿Y recuerda usted que en un determinado momento se acercó usted a una agente de la Policía Foral y le dijo: “Yo ya he dicho lo que tenía que decir y no voy a hablar más porque la vamos a liar”?

Pues sí.

¿Y por qué la iban a liar?

Estábamos de fiesta, tan bien, y de buenas a primeras te acusan de una cosa que no has hecho… Pues sí, me voy, me voy a callar y voy a aceptar lo que se me diga, sabiendo, a sabiendas, de que no lo soy, voy a intentar mantener la compostura.

Vale. Respecto a las grabaciones… más que a las grabaciones del portal de Paulino Caballero, respecto a la práctica que tienen ustedes, ha dicho antes, de tener práctica en grupo con relativa asiduidad, ¿quién las graba esas relaciones sexuales?

Algunas sí y algunas no.

¿Tiene usted copia de esas grabaciones?

No lo recuerdo.

¿No lo recuerda? El 8 de julio, cuando usted fue puesto, bueno, ustedes fueron puestos a disposición judicial, al día siguiente de los hechos, ustedes se acogieron a su derecho a no declarar.

Sí.

Díganos, con independencia evidentemente del derecho que tenían ustedes a no declarar, ¿por qué no dijeron desde el principio que las relaciones eran consentidas, y no esperaron casi dos meses para decirlo?

Nosotros todo el tiempo, todo el tiempo dijimos que habíamos mantenido relaciones consentidas, desde que nos detienen hasta ahora. Y sí que es verdad que nosotros, hablando entre nosotros, dijimos: “vamos a contarlo, tenemos los vídeos y punto, no hay más, tampoco tiene que ser tan complicado”. Hasta que vino C. S. [su primera abogada de oficio] “vaya…”… ella diría otras palabras, pero me voy a expresar con las mías: “Vaya la que se está liando, vaya la que os puede caer, vaya… todo, todo el movimiento de fuera, que si hay una manifestación, que si…” Y ella nos indujo y nos dijo: “No declaréis, no declaréis hoy, cogeos un abogado porque no veas la repercusión de fuera, etcétera”. Nosotros todo el tiempo queremos declarar, hasta que hablamos con C.S. y nos dice, y nos aconseja, que no. No sé sí mal o bien, pero es ella la que nos aconseja.

No hay más preguntas, señoría.

Presidente del tribunal: Responda si lo desea a la acusación popular, Ayuntamiento de Pamplona.-No le voy a contestar.Presidente del tribunal: Responda si lo desea a la acusación popular, Gobierno de Navarra.

PUBLICIDAD

 

inRead invented by Teads

-No le voy a contestar.Presidente tribunal: Responda a a la señora letrada defensora de A.M.G. E.-Con la venia, señoría. No hay preguntas.Presidente tribunal: Responda al señor letrado defensor de Antonio Jesús Cabezuelo.-No hay preguntas, señoría.Presidente del tribunal: Responda a su letrado defensor.

Con la venia, señoría. Buenos días. ¿Cuántas veces ha estado usted en Pamplona?

Esta era la primera vez.

¿Conoce usted Pamplona?

En absoluto.

¿Sabe usted dónde está Soto de Lezkairu?

Ni idea.

¿Había oído usted antes la zona de Soto de Lezkairu?

Nunca.

¿En algún momento de la conversación que ustedes mantuvieron con la denunciante les indicó o nombró Soto de Lezkairu?

No.

Bien. Situémonos en el portal: ¿en algún momento vio usted a alguien o usted mismo agarrando por las muñecas a la denunciante para introducirla dentro del portal?

Eso no ocurre.

¿En algún momento, tanto a la entrada como durante el tiempo que permanecieron dentro del portal, observó usted u observó a alguno de las personas que están detrás que le taparan la boca con la intención de que ella no gritase?

Nunca.

¿En algún momento usted o alguna de las personas que se encuentra aquí amenazó con producir un daño o de alguna otra manera a la denunciante?

Esa conversación no existe, nunca.

¿En algún momento observó en la cara de la denunciante algún gesto de pena o de llanto o de asco en relación con alguno de los hechos que ustedes estaban realizando?

Nunca.

¿En algún momento insultaron, faltaron al respeto o vejaron de alguna manera, usted o alguna de las personas que se encuentran sentadas detrás, a la denunciante?

Nunca.

¿Usted, durante todo el tiempo que duró la relación que mantuvieron, grabó alguna imagen o algún vídeo?

Nunca.

Cuando usted, a preguntas del ministerio fiscal, ha indicado que había pedido la realización de alguna fotografía, ¿sabía usted exactamente el contenido de la fotografía que se estaba realizando?

No.

¿Sabía usted si en la fotografía, en la imagen, iba a salir el rostro de la chica en algún instante?

No, que no salió.

¿Vio usted la foto después de haber sido realizada?

No lo recuerdo.

¿Salieron ustedes corriendo, una vez que concluyeron las relaciones, del portal, huyendo?

No, no, no.

¿En algún momento, cuando comenzaron las relaciones, ella les manifestó de alguna manera que no quería mantener relaciones con ustedes?

Ni muchísimo menos, todo lo contrario.

¿No les dijo en ningún caso que “¿qué estáis haciendo?” o utilizó alguna expresión, no puso cara de sorpresa?

Nada.

¿En algún momento ella se negó a alguna práctica sexual de las que se estaban realizando?

No.

¿En algún momento, ni tan siquiera levemente, les indicó, con algún gesto, que ustedes pudieran denotar que no quería practicar alguno de los hechos que se realizaron?

Nunca.

¿Es cierto que en alguna instancia le indicó sigilosamente que callase porque el ruido de los jadeos que estaba produciendo podría suponer que se despertara algún vecino o que el ruido llegara a alguien?

Sí, puede ser.

¿Hubo algún momento que ustedes, usted, observara algún gesto de dolor en la cara de la denunciante?

Nunca.

¿Usted sustrajo o tocó alguna de las pertenencias de la denunciante?

No.

¿Ustedes llevaban droga?

Sí.

¿Ustedes llevaban hachís o marihuana?

No.

¿Habían consumido ustedes porros?

Nunca.

En relación con…. ya por último, en relación con la declaración que ustedes manifestaron con… digamos ya en el Juzgado de Guardia, ¿la letrada que les asistió les indicó cuál era el alcance o cuál era las consecuencias que tenía la entrega por su parte del vídeo… Perdón, de sus teléfonos, no del vídeo?

No.

¿Expresamente les indicó que no declarasen bajo ningún concepto?

Sí.

¿Cuando ustedes tuvieron ocasión de hablar con la letrada, el manifestaron y le explicaron, todos, la misma versión que usted ha depuesto aquí?

Sí.

No hay más preguntas, señoría.

Pregunta la magistrada Raquel Fernandino

Un par de cositas. ¿Cuántos kilos ha adelgazado usted? Porque, claro, el volumen con el que aparece en fotos… varía mucho del que, incluso el propio aspecto físico… más o menos usted sabe cuánto ha perdido?

Sí, sí. Yo entré en prisión con unos 107 kilos, llegué a pesar en prisión 72 y ahora estaré en unos 80.

Y disculpe, pero es que, en relación a una de las preguntas que le ha hecho el señor letrado que le defiende, es que no me ha quedado muy claro. Usted dice que… en cuanto a la droga.

La droga que yo llevaba encima era cocaína.

Era cocaína.

Y entonces, ¿hachís, marihuana?

No, porros no fumo.

Muy bien. Eran esas dos puntualizaciones. Gracias.

Muchas gracias a usted.

¿Es cierto que en alguna instancia le indicó sigilosamente que callase porque el ruido de los jadeos que estaba produciendo podría suponer que se despertara algún vecino o que el ruido llegara a alguien?

Sí, puede ser.

¿Hubo algún momento que ustedes, usted, observara algún gesto de dolor en la cara de la denunciante?

Nunca.

¿Usted sustrajo o tocó alguna de las pertenencias de la denunciante?

No.

¿Ustedes llevaban droga?

Sí.

¿Ustedes llevaban hachís o marihuana?

No.

¿Habían consumido ustedes porros?

Nunca.

En relación con…. ya por último, en relación con la declaración que ustedes manifestaron con… digamos ya en el juzgado de guardia, ¿la letrada que les asistió les indicó cuál era el alcance o cuál era las consecuencias que tenía la entrega por su parte del vídeo… Perdón, de sus teléfonos, no del vídeo?

No.

¿Expresamente les indicó que no declarasen bajo ningún concepto?

Sí.

¿Cuando ustedes tuvieron ocasión de hablar con la letrada, el manifestaron y le explicaron, todos, la misma versión que usted ha depuesto aquí?

Sí.

No hay más preguntas, señoría.

Loading...
loading...

Dejar una respuesta