Los Iglesias Montero desviando culpas

Los Iglesias Montero desviando culpas

0
Compartir
loading...

La casa de Pablo Iglesias e Irene Montero. El salón principal de Pablo Iglesias

Los Iglesias Montero desviando culpas

Por Eduardo López Pascual

Siempre hay una táctica cuando alguien comete un error a fin de desviar sus culpas. Eso pasa desde los tiempos más antiguos, por lo que no es de extrañar que otros lo practiquen en los días actuales. Naturalmente nadie está exento de este, lo llamaremos vicio. entre los que se cuentan personas molientes y corrientes, artistas, trabajadores de seguros, políticos o profesores, alumnos o deportistas, cualquiera vale. Así si, alguien suspende una asignatura es porque el profesor le tenía manía, si recibe un gol es por el árbitro, o cuando se tiene un accidente la culpa es del otro.

Algo así es lo que cuentan los jefazos podemitas Pablo Iglesias e Irene Montero, ante la avalancha de críticas que les han caído y les caen, al llegar a la sociedad, al pueblo que dicen servir, la noticia del casoplón (un chalet con casa de invitados, piscina, jardín y parcela de 2000 metros cuadrados), que se han comprando en Galapagar (Sierra de Madrid), por más de seiscientos sesenta mil euros, bajo una hipoteca- al parecer de un interés excepcional-, en un banco además para más inri, sospechoso de simpatizar con el separatismo catalán.

Han montado en cólera los pobres podemitas. Tanto Pablo como Irene, se muestran la mar de consternados, cuando han visto como la gente normal y corriente han abofeteado con sus críticas, con sus mensajes, con la “marea” de emails en las Redes sociales la incoherencia de su grave desliz político. Los inundaban de críticas no por haber comprado un chalet -eso sí de millonarios-, sino porque habían traicionado sus discursos de proletarios, de solidaridad marginal y desahuciada, de comprometidos con el pobre.

Nadie denuncia que quieran y puedan vivir en una casa de ricos, si pueden pagarla aunque sea con el dinero de todos nosotros pobres contribuyentes, y nadie se escandaliza porque Pablo e Irene gasten entre los dos mil seiscientos euros de cuota hipotecaria, más los gastos de mantener una finca de ese estilo y precio, lo que critican es la jeta que se tiene al proclamar una cosa, “no me iré de Vallecas”, ”¿Confiareis en alguien que se gasta 600.000 euros en un ático?” y a las primeras de cambio adquieren una propiedad en una zona urbanizada fuera de Madrid propia de la “casta”, por esa misma cantidad o más todavía.

Es la falta de dignidad personal cuando se miente al pueblo, es la mentira profesional para engañar por alcanzar el poder político, es la incoherencia personal entre lo que se dice y lo que se hace, es la falta total de autenticidad con su programa electoral y su actuación, lo que ha hecho saltar por los aires su credibilidad, su ejemplo y su ética provocando ese alud de críticas negativas que los ponen a los pies de los caballos.

Lo demás, esas acusaciones a los medios que han destapado su falacia, esa impostura de justificación, la evidente discordancia en sus declaraciones echando la culpa a un acoso invisible, a una persecución política indemostrable, no es más que la prueba de su indefendible posición. No se puede demonizar a una situación, a una clase social, a unos políticos, y luego comportarse como uno de ellos. ¿No será que ha vivido en la envidia, en el resentimiento irracional, y ahora paga sus desvaríos de familia millonaria= Las verdad, gente así no merece representar a nadie.

Loading...

Eduardo López Pascual – Responsable de Comunicación de falangistas ciezanos

Además tienes que ver la siguiente información relacionada pinchando en el enlace >>>>>>>

Pablo Iglesias coloca 12 cámaras de seguridad apuntando a la vía pública

¿Cuánto cobran Pablo Iglesias e Irene Montero?

Irene Montero y Pablo Iglesias se compran un chalet para meter a los refugiados

Loading...
loading...

Dejar una respuesta