Hundimiento histórico de las izquierdas francesas: toda junta suma menos que Le...

Hundimiento histórico de las izquierdas francesas: toda junta suma menos que Le Pen

0
Compartir
loading...

Marine Le Pen

Hundimiento histórico de las izquierdas francesas: toda junta suma menos que Le Pen

El socialismo galo puede estar ausente en el nuevo Parlamento Europeo (PE). Los cinco grandes partidos de izquierda apenas tienen las mismas intenciones de voto, juntos, que la extrema derecha de Marine Le Pen, en solitario.

ABC / El matutino conservador Le Figaro, la cadena radiofónica independiente RTL y la cadena tv privada TF1 han difundido este lunesun sondeo que anuncia un posible terremoto en las elecciones europeas del próximo 26 de este mismo mes de mayo.

La República En Marcha (LREM), el partido de Emmanuel Macron (21,5 % intenciones de voto), y Agrupación Nacional (AN), el partido de Marine Le Pen (21 % intenciones de voto), se disputan el puesto de primer partido de Francia. Algunos sondeos afirman que la extrema derecha será consagrada como primer partido de Francia dentro de veinte días.

Según el mismo sondeo, el PS apenas tiene un 4,5 % de intenciones de voto: el peor pronóstico de la historia del socialismo francés. Si tal previsión se confirmase, el próximo día 26, el socialismo francés correría el riesgo de no poder entrar en el nuevo PE. Posible catástrofe histórica.

La Francia Insumisa (LFI, extrema izquierda populista) de Jean-Luc Mélenchon, se confirma como el primer partido de las izquierdas francesas, con un 9,5 % de intenciones de voto. PCF (3 % intenciones de voto), Generación (socialistas disidentes, 2,5 % intenciones de voto) y Lucha Obrera (LO, extrema izquierda trostkista, 1,5 % intenciones de voto) se instalan en la periferia grupuscular de la escena política francesa, con una implantación social e influencia política que roza lo insignificante.

Loading...

Con un 8 % de intenciones de voto, Europa Ecología (EE) sufre de sus divisiones estratégicas. Daniel Cohn-Bendit, una figura histórica de las extremas izquierdas y ecologías de otro tiempo, ha decidido hacer campaña europea a favor de LREM, el partido de Macron, instalado en el corazón del sistema político francés.

Con un 21,5 % de intenciones de voto, LREM ha conseguido integrar en su proyecto a personalidades conservadores, centristas y reformistas, puestas al servicio del cesarismo presidencial.

Como segundo o primer partido de Francia, la Agrupación Nacional (AN) de Marine Le Pen aspira a ocupar un puesto central o bisagra en el Parlamento Europeo elegido dentro de veinte días. Las ambiciones europeas de Le Pen solo tienen un obstáculo, mayor: los partidos conservadores de Europa del este perciben con inquietud las excelentes relaciones de Le Pen con la Rusia de Vladimir Putin.

Los Republicanos (LR, derecha tradicional) cuenta con un 14 % de intenciones de voto, pero sigue siendo un partido huérfano o viudo de la retirada política de Nicolas Sarkozy, cuya ausencia pesa como una losa sobre el conservadurismo tradicional.

En competencia o a la derecha de Le Pen han aparecido tres grupúsculos, La Francia en Pié (LFEP, 3 % intenciones de voto), Los Patriotas (LP, disidencia extrema derecha, 2 % intenciones de voto) y Unión Popular Republicana (UPR, extrema derecha anti europe, 1 %), que rozan la insignificancia, pero confirman la existencia de una Francia muy conservadora que se considera mal representada por los partidos tradicionales, como ocurre con algunas familias de la franquicia de los chalecos amarillos, que también tienen algunas lejanas pretensiones electorales.

Loading...
loading...

Dejar una respuesta