PP y Cs llegan a un acuerdo para ir juntos a las...

PP y Cs llegan a un acuerdo para ir juntos a las elecciones vascas con Alfonso Alonso como candidato

0
Compartir
loading...

Alfonso Alonso

PP y Cs llegan a un acuerdo para ir juntos a las elecciones vascas con Alfonso Alonso como candidato

El acuerdo entre el Partido Popular y Ciudadanos para formar una coalición de cara a las próximas elecciones vascas del 5 de abril estaba encauzado desde este martes tras la reunión de Pablo Casado e Inés Arrimadas en el Congreso. Pero no ha sido hasta este miércoles por la tarde cuando el número dos del PP, Teodoro García Egea, y el negociador de Cs, José María Espejo, han cerrado los últimos detalles en una reunión.

LD / PP y Cs irán juntos a las urnas en los comicios vascos con el popular Alfonso Alonso como candidato. Los detalles de esta coalición, como su nombre, se conocerán este viernes tras unos días de intensas negociaciones.

A diferencia de lo que ha sucedido en Galicia, las conversaciones en el País Vasco han finalizado con un acuerdo de coalición. No será así en la comunidad presidida por Alberto Núñez Feijóo que, tal y como le ha explicado a Inés Arrimadas este mismo jueves, es partidario de la “integración” de miembros de Cs en las listas del PP de Galicia pero no de una suma de siglas.

Cs cede

Ciudadanos ha renunciado así a la condición que puso Arrimadas al inicio de las negociaciones cuando explicó que el acuerdo de coalición se tenía que dar “en las tres comunidades” con elecciones este año (Galicia, País Vasco y Cataluña), o “nada”.

Loading...

Finalmente, en Galicia no habrá coalición pero sí en el País Vasco. Fuentes del Partido Popular explican que el hecho de que el pasado septiembre los de Alfonso Alonso ya iniciaran este camino tratando de llegar a un acuerdo con Ciudadanos, conformando un “vascos suman”, ha facilitado ahora el entendimiento. Entonces, el pacto no fue posible porque Albert Rivera lo frenó.

Un acuerdo al que siempre se negó Rivera

El expresidente de la formación naranja nunca autorizó una entente antes de las urnas pese a los ofrecimientos reiterados desde principios de 2019 de Pablo Casado. La excepción estuvo en Navarra, aunque allí había un tercer partido, Unión del Pueblo Navarro (UPN) que ejercía de perfecto celestino entre ambos. En ese acuerdo, Rivera renunció ya a una de las señas de identidad de Ciudadanos, el rechazo a la fiscalidad especial en la Comunidad Foral y en el País Vasco.

La negativa a un acuerdo en las provincias vascas fue contumaz, hasta el punto de que provocó la abrupta salida de la dirección naranja en Álava, con Javier Gómez Calvo al frente, quien había iniciado contactos con los populares.

Tanto en las elecciones generales de abril como en las repetidas en noviembre el PP se quedó a muy pocos votos de lograr un escaño por Álava, mientras que Ciudadanos (y Vox) obtuvieron apenas unos miles de votos. Un parlamentario que permitió a Bildu -la coalición en la que se inscribe Sortu, heredera de Batasuna- tener, por primera vez, grupo parlamentario propio en el Congreso de los Diputados.

Por lo demás, la implantación en ese territorio ha sido uno de los grandes fracasos de la gestión riverista. En 2016 Ciudadanos no logró entrar en el Parlamento de Vitoria, algo que había conseguido incluso UPyD, y después de las elecciones municipales de 2019 se quedó sin un solo concejal en toda la comunidad. Arrimadas, que todavía no ha comenzado formalmente su mandato como sucesora de Rivera, ya ha logrado un primer gran acuerdo con el PP, con el que mantiene también una importante unidad de acción en el Congreso, con múltiples iniciativas conjuntas.

Loading...
loading...

Dejar una respuesta