El Tribunal Constitucional no es un órgano independiente

El Tribunal Constitucional no es un órgano independiente

0
Compartir
loading...

Francisco-Perez-de-los-Lobos

Muchos se han rasgado las vestiduras porque se haya descubierto que el presidente del Tribunal Constitucional, Francisco Pérez de los Cobos, está afiliado al Partido Popular, incumpliendo la norma de que jueces y magistrados no pueden estarlo a ningún partido político o sindicato.

El hecho de que Pérez de los Cobos haya incumplido una norma, él que preside una institución cuya misión es que las leyes se cumplan, ha de ser motivo suficiente para exigirle su dimisión. Pero el problema no es sólo ese, el quid de la cuestión es que el llamado tribunal constitucional se ha erigido en campo de batalla donde la clase política dirime sus diferencias en un juego de mayorías similar al ejercicio parlamentario, por lo que dicho tribunal, que tiene entre sus competencias velar por la constitucionalidad de las leyes o defender los derechos y libertades públicas, se ha convertido en una tercera cámara que condiciona, en función de la mayoría ideológica de sus integrantes que son puestos por los partidos, la vida política de la Nación.

Loading...

Tribunal-Constitucional

No es de recibo que se intuya de antemano cuales van a ser las decisiones del TC sobre aspectos importantes para España, analizando en cada momento si la mayoría de sus integrantes son de tendencia conservadora o progresista, en una muestra más de como La Casta política ha infectado a casi todos las instancias del Estado.

En la necesaria reforma integral de la estructura jurídico–política de España, que sólo podrá venir tras la apertura de un proceso constituyente que nos devuelva la democracia, la defensa de la independencia del Poder judicial ha de ser una de las piedras angulares. Por eso abogamos por la desaparición del Tribunal Constitucional, objeto de trapiche entre los partidos del sistema corrupto, y su sustitución por la Sala de lo constitucional del Tribunal Supremo, integrada, como todo el poder judicial, por magistrados independientes y de carrera. Esa será la mejor manera de garantizar nuestros derechos y libertades y de evitar la corrupción en términos similares a los que ahora sufrimos.

Falange Auténtica

Loading...

loading...

Dejar una respuesta