¿Y qué hiciste tu para evitar romper a España?

¿Y qué hiciste tu para evitar romper a España?

0
Compartir
loading...

Referendum catalan

Por Eduardo López Pascual para elmunicipio.es

Acabo de leer un artículo encabezado por esa pregunta que aparece en el título de este comentario, hecho por un español de a pie, y que me recuerda aquel discurso del Presidente Kennedy, de los Estados Unidos, – ¿un ultra? -cuando inquiría a todo el mundo, en términos generales, ante las manifestaciones y protestas de los descontentos de siempre, aquello de “ No digáis lo que el país hace por vosotros sino que es lo que vosotros hacéis por el país”. Y es que Javier García Isac, el buen españolito de a pie, nos preguntaba metafóricamente hablando, qué hemos hecho para evitar que España, nuestra patria, no se rompiera en pedazos de tierras y de historia.

Me ha sobrecogido la pregunta porque nada de lo que está ocurriendo en España, ha venido o viene de forma casual o por simple espontaneidad, sino que es el producto final de unas políticas de dejación, de ambigüedades, de permisividad, que solo se daban a quienes, de manera torticera, con hipócritas argumentos, obraban desde mucho tiempo atrás en la debilitación, derribo y ruptura de lo que algunos consideramos que es la patria.

Loading...
Loading...

Es una pregunta oportuna, hoy más que nunca, cuando anotamos en el calendario de los despropósitos, la llamada a prisión de los 14 de Blanquerna – aquella seudoembajada catalanista levantada en Madrid para rendir a España, por unos incidentes mínimos, que no aplaudimos, pero insignificantes si los vemos a la luz de los flagrantes delitos de la algarada oficial del separatismo catalán, preparando la sedición del 1 de octubre de este año.

Aquellos hechos, un empujón y un micrófono caído – poco más de unos gritos a favor de España-, fueron castigados, por orden de la Fiscalía, nada menos que a cárcel por tres y cuatro años, condena inédita en España por actos semejantes, mientras los que se dedican a trocear la unidad de la patria, incluyendo amenazas, coacciones, golpeos a españoles de bien, violencias contra la Guardia civil y Policía Nacional, campan por donde quieren amparados por una impunidad que nadie entiende.

Y se ha llegado a esta situación de perversa sedición quizá porque tú y yo, decíamos que eso no iba con nosotros, que era un problema del Gobierno, que había que atender la opinión de todos, incluyendo, claro, la intención de los independentistas catalanes o vascos, o galleos o riojanos si se llega el caso, olvidando valores tan esenciales como la solidaridad verdadera, la convivencia generosa o la patria como proyecto común en siglos de historia. Entonces, la pregunta es conveniente: ¿Qué hemos hechos nosotros para evitar que nuestra patria se descomponga? Nos hemos dejado llevar por la abulia, por el desencuentro, o por el miedo al qué dirán, a que nos llamen ultras, o fachas, sabiendo que eso no era más que una trampa para no entorpecer el plan urdido para destruir a una nación como la nuestra llena de luces y sombras, pero la nuestra.

Tal vez, y no quisiera, nuestros hijos, nos pidan explicaciones de esa actitud tan irresponsable ante el destino de España. Nuestra Patria.

Artículo de Eduardo López Pascual, Delegado de comunicación de Falangistas Ciezanos (FAC) para elmunicipio.es

Loading...
loading...

Dejar una respuesta