Krasny Bor, Gloria de la División Azul

Krasny Bor, Gloria de la División Azul

2
Compartir
loading...

Batalla de Krasny Bor de la División Azul con los voluntarios falangistas en Rusia

KRASNY BOR, GLORIA DE LA DIVISION AZUL

Por Eduardo López Pascual para elmunicipio.es

El 10 de este mes de febrero, el sábado pasado, se cumplieron 75 años de la gesta que los voluntarios de la División Azul, la 250 , al mando de los generales Muñoz Grandes y Esteban Infantes, protagonizaron en Leningrado, en una batalla que causó el asombro de medio mundo, durante la segunda guerra mundial. Fue en el sitio de Krasny Bor, dónde 4.500 divisionarios contuvieran durante horas y días a 39 batallones rusos, unos cuarenta y cinco mil hombres y más de ochenta tanques dirigidos por Zukov.

En esa batalla, la División Azul se desplegó en abanico con la misión de detener la oleada rusa que pretendía reconquistar la ciudad de Leningrado, situada en los alrededores del Lago Ladoga y que supuso más de mil bajas entre los voluntarios, pero que a las tropas soviéticas les supuso perder a 42.000 hombres y una cantidad importante de acorazados rusos. La inferioridad de los españoles en Krasny Bor, era tan manifiesta que nadie comprendía como esa fuerza tan insignificante frente al ejército rojo, pudieron resistir y hacer fracasar la embestida de cuatro divisiones enemigas, y con un armamento completamente ineficaz ante los organillos artilleros de Stalin, y sus tanques.

Solo el valor increíble de los soldados de Muñoz Grandez y de Esteban Infantes, de la mano de héroes como el Capitán Massip- que herido tres veces tomó la ametralladora y se mantuvo en la trinchera hasta que murió, o la del Teniente Renlein, o de aquellos mandos que pidieron que su propia artillería bombardeara sus posiciones antes de cederlas a los comunistas, el mundo quedó impactado por la gesta de los voluntarios falangistas de la 250 División, la División Azul, que hizo decir a los alemanes- Son andrajosos, indisciplinados, pero son soldados españoles.

Loading...

La División Azul, que algunos intentaban desacreditarla porque no entendían que estaban haciendo en una región tan lejana de la patria, marcó un hito en la tremenda contienda mundial, llevados de internacionalmente compromiso anticomunista, tan respetable como las Brigadas Internacionales que lucharon en España y que, al fin y al cabo, tampoco era su guerra. Krasny Bor, como también fue el Lago Ilmen, demostró al mundo una vez más, el temple y valor de los soldados de España y de modo especial en el Frente de Rusia, luchando por la libertad, como después se reconoció internacionalmente.

Como falangista, y como español, queremos recordar aquí y ahora, la gloria para aquellos voluntarios que, en defensa de ideales de dignidad y libertad, cayeron en la nieve y el frío de la Rusia comunista. No bendecimos la guerra, en absoluto la deseamos, pero la historia y el pueblo español tiene el deber de hacer memoria de unos héroes que dieron su vida por un ideal.

Eduardo López Pascual – Portavoz falangista de Cieza


Más información relacionada pinchando en el enlace —Memoria Falangista: División Azul – Los falangistas vuelven al combate en Rusia

Loading...

loading...

2 Comentarios

  1. Cómo le sale al autor la “auténtica” vena germanofila. M. Hedilla se consideraba consanguíneo con el régimen alemán de aquel entonces y N. Perales incito poner bombas en Gibraltar para provocar la entrada en la guerra al lado de Alemania. Luego tiene el autor la osadía de proclamarse “auténtico” democrata y escribír que otros no lo son.

Dejar una respuesta